Porros en la UAT



| 12/11/2018

1
1

Una grave y alarmante noticia se publicó en El Mañana la semana pasada. En una elección dentro de la Universidad Autónoma de Tamaulipas campus Nuevo Laredo, el candidato favorito -el que respaldan los maestros y la mayoría de alumnos- fue intimidado y prácticamente obligado a renunciar a la candidatura para dejar a un sólo candidato, un candidato porro, nacido del poder político y la corrupción.

Es una grave noticia que nos entristece porque son usados estudiantes con fines políticos, para mantener un equipo corrupto, en una perversa alianza del poder estatal, municipal y de algunos miembros del Partido Acción Nacional.

La UAT ha sido en años anteriores víctima del porrismo, la escuela ha sido secuestrada por vividores del sistema con el contubernio de los gobernantes en turno. Para analizar la gravedad del porrismo, hay que entender qué es y cómo funciona.

En el “Foro por una Escuela Segura” del Colegio de Ciencias y Humanidades de la UNAM realizado el 28 de octubre de 2008, declararon: “El porrismo es un problema social que tiene repercusiones directas sobre la población, en concreto en contra de los jóvenes estudiantes de algunas universidades del país. El ‘porro’ por definición histórica es aquel individuo estudiante o no, que pertenece a algún grupo de golpeadores a sueldo de alguna instancia gubernamental o partido político.

“El objetivo de estos grupos ha sido el mismo desde su fundación en los años 20’s; el golpear, intimidar e incluso asesinar a jóvenes organizados alrededor de alguna causa social había sido la constante, aunque en las últimas décadas el enemigo del porro es todo aquel estudiante organizado o no, que deambule por algún centro educativo en el que estos grupos tengan presencia.

“Alrededor del problema del porrismo se encuentran diferentes personajes, entre ellos las autoridades universitarias, los partidos políticos y funcionarios públicos, los grupos de activistas y luchadores sociales y la población de alguna comunidad.

“En nuestra opinión existe un planteamiento básico que nos responde a la siguiente pregunta: ¿por qué las agrupaciones porriles no han sido desmanteladas, a pesar de las acciones que se han llevado a cabo en su contra? Entre las respuestas encontramos que: está comprobado que los porros son estructurados, financiados y apoyados por diferentes círculos de poder político en nuestro país, históricamente por el PRI, ocasionalmente por el PAN y actualmente por el PRD u otros partidos de menor envergadura como el Partido Alternativa Socialdemócrata”.

Es evidente que todo lo anterior está ocurriendo en la UAT. Queda claro que el porrismo no es un fenómeno aislado, ni propio de unos cuantos jóvenes. Son grupos estructurados nacidos y financiados por partidos políticos y apoyados por gobiernos locales.

Es urgente que el caso de Nuevo Laredo sea atendido con urgencia, que la sociedad civil se una en un rechazo generalizado a imposiciones dentro de la UAT, y que organizaciones nacionales se unan en rechazo a esta imposición. Es urgente que el nuevo gobierno federal atienda este caso con urgencia, porque de otra manera cientos de jóvenes quedarán expuestos a un sistema corrupto en las aulas de clases si no son detenidos los porros y sus financiadores.

Es imperativo anular cualquier elección que sea fruto de la imposición, intimidación y la corrupción. La UAT debe ser libre. Es nuestro deber ayudarla. Educación libre sí, porros no.





Dale ME GUSTA a nuestra página de Facebook o síguenos en Twitter como @Elmananaonline

Editora Argos agradece cada una de las opiniones vertidas en este sitio.
Internet es una herramienta formidable para ejercitar la libertad de expresión y servir como medio de legítima denuncia, crítica y opinión.

Por el respeto a esta encomienda, El Mañana se reservara el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley, el orden social y la dignidad de terceros.



Agregar un comentario nuevo




Nuevo Laredo, Tamps.  
Compra
$19.20
Venta
$20.20
EDICION
IMPRESA
 
internet@elmanana.com.mx