PERFIL
ANTERIORES
26/11/2017
19/11/2017
29/10/2017
15/10/2017
17/05/2017

2
1
Selva urbana

¿Todos kimo sabay?


Mauricio Belloc

La visita del secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, sólo ha obligado a los alcaldes de Tamaulipas a hacer declaraciones temerarias, hablar de dientes para fuera y a decir tontería y media en contra de los delincuentes, como fue el caso ayer de Enrique Rivas Cuéllar en Nuevo Laredo, en las instalaciones de Comapa.

“Es momento de cerrar filas, el gobierno estatal, los gobiernos municipales y la sociedad civil, para reestablecer la paz y la tranquilidad en Tamaulipas, aquí tenemos que cerrar filas todos”, dijo el gobernante de Nuevo Laredo y recalcó la palabra “todos”.

FÍJATE QUE NO

¿Y el gobierno federal dónde lo deja? ¿O ya iba incluido? ¿O se supone que se debe entender que es con quien se debe cerrar las mentadas filas?

Y otra interrogante tiene que ver con el porqué  meter a los balazos a los ciudadanos decentes y desarmados, si la bronca es de los tres niveles de gobierno y sus instituciones, no del pueblo.

El ciudadano común, los grupos sociales, la sociedad civil como dice Rivas Cuéllar, es la menos indicada, para involucrarse en tan desigual pelea, de tiradores de balas a diestra y siniestra.

El hijo de vecino no trae una vagoneta Cadillac blindada, ni mucho menos 10 guaruras, ni un piquete de soldados o marinos en tres o cuatro camionetas, como la tiene Rivas Cuéllar, su esposa e hijas.

Los vástagos del ciudadano no van al colegio con guardias personales, ni los pequeños negocios familiares, como taquerías, planchadurías, mercerías o papelerías, están cuidados con el dinero de todos los neolaredenses, como es el caso de los flamantes comercios de la familia de ya saben quién (aunque las inversiones de tales sitios, no estén a su nombre).

EL PUEBLO ES AJENO

Al pueblo ni lo metan en esos bailes, el dinero lo manejan ustedes, los que son gobernantes.

Y por todo el poder (económico y el de mandar) que están disponiendo y ejerciendo ustedes los que tienen las riendas, pues entonces -y como mínimo-, es su obligación sacar la cara por nosotros, los simples mortales indefensos.

Es como una especie de pago o contraprestación, ¿o creían que sólo era llegar y manotear las arcas, el erario?

¡No maaaa… nito, en esta vida todo tiene un precio! El de ustedes es lidiar con las duras, para gozar de todas las maduras que se llevan.

DE A SOLÍN

Pero ahí como no queriendo la cosa, (¡ah cómo nos divierte esto!) deseamos recordarle a Enrique Rivas Cuéllar, que sus declaraciones de “duro y contra Los Chicos Malos”, le puede acarrear un destino como el de un ex colega suyo, ese que ya no está entre nosotros los vivos y que justo ocupó su puesto, hace dos trienios.

Jiar jiar y más jiar, me río de Janeiro.

Imaginen que lo obliguen a hacer declaraciones incendiarias y luego tener que andar el resto de sus días, con la cola entre las patas y espejeando todo el tiempo, con el temor fundado de que le vayan a caer a las patadas en cualquier instante.

Sí que ha de ser duro tener que abrir la bocaza, cuando ni lo desea, es grave y peligroso hablar sin querer hacerlo y sobre todo decir lo que él ya dijo este martes de frutas y verduras.

Es preocupante, tal y como para que se le caiga todo el cabello de la mollera, de los purititos nervios.

Y más porque pasado su tiempo en el gobierno, él se quedará de a Solín y no como los de los otros niveles de la administración pública.

Y es que como dicen entre los propios malos: “Este hombre es rata de este agujero y ¿a donde puede ir que más valga?”.




Dale ME GUSTA a nuestra página de Facebook o síguenos en Twitter como @Elmananaonline

Editora Argos agradece cada una de las opiniones vertidas en este sitio.
Internet es una herramienta formidable para ejercitar la libertad de expresión y servir como medio de legítima denuncia, crítica y opinión.

Por el respeto a esta encomienda, El Mañana se reservara el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley, el orden social y la dignidad de terceros.

Agregar un comentario nuevo






Nuevo Laredo, Tamps.  
Compra
$17.90
Venta
$18.70
EDICION
IMPRESA
 
internet@elmanana.com.mx