PERFIL
ANTERIORES
22/08/2017
20/08/2017
18/08/2017
15/08/2017
14/08/2017
13/08/2017
10/08/2017

0
2
Selva urbana

Sí que la pagarán


Mauricio Belloc

El pueblo, muy cansado de tanto abuso, de tanto delito, de tanto desdén, de tanta arbitrariedad, de tanta pasividad, de tanta simulación, de tanta complicidad, de tanta negligencia, de tanto nefasto sirviéndose del erario, sí que les cobraremos una afrenta tras otra.

Pero primero tendremos que intentarlo en las urnas, luego -como medida inevitable- lo haríamos de otra manera más directa, porque ya no se puede poner la otra mejilla, ya nos dañaron irremediablemente.

Sí que vamos a hacer algo todos los ciudadanos, bien organizados, van a ver canallas.

Sí que les vamos a retribuir a los del gobierno, tales burlas, sí que van a pagar los cínicos, ellos y sus cómplices rufianes, por este diario vivir de cada uno de nosotros “con el Jesús en la boca”.

La gente está a un tris de explotar, así que tarde o temprano les pasará la factura a esos abusivos gobernantes, por proteger o no hacer nada en contra de esos maleantes que tanto golpe dan al ciudadano común, a su bolsillo, a su familia, a sus hijos, a su raquítico patrimonio.

Nuestra raza dice que no ve para cuándo haya policía local que los defienda, que es cosa adrede tal ausencia; que cada día volteamos para todos lados y con desesperación no observamos a los granaderos de Fuerza Tamaulipas o Policía Estatal Acreditable, venir en nuestra defensa o a castigar a los que nos dañan, a esos que libre e impunemente nos atacan cada día.

El pueblo opina que fue mentira que se tendría un vigilante de proximidad, un policía de acercamiento al ciudadano decente, para protegerlo y servirle en contra del delito del fuero común.

Que Federación, Estado y Municipio nos mintieron a todos, que quienes combatirían robos, atracos y agresiones, sospechosamente nunca están cuando se les necesita, nunca lo han estado.

Simplemente no existen, brillan por su ausencia, nadie hace lo mínimo posible por fungir como autoridad de presencia, como efectivos preventivos, como aquellos que en otras entidades del país sí están en todos lados para evitar que alguien se atreva a agredir y afectar en sus bienes al pueblo.

Al pueblo trabajador, a la ama de casa, al obrero, al micro comerciante, al oficinista, al estudiante, a la chica de secundaria, preparatoria o universidad que como usuaria del transporte urbano, es asediada y molestada todos los días por una bola de barbajanes, incluso por los que andan uniformados y armados.

Estamos tan solos, que ya empezamos a organizarnos para cuidarnos entre nosotros, sin esperar nada del gobierno, porque lo único que de ellos podemos esperar, es que también nos roben, como lo han hecho siempre, como lo hacen los otros delincuentes, sus similares y hasta cómplices.

Cada vez vemos menos Ejército, escasos Marinos, la Policía Federal Preventiva anda jodiendo al pueblo quitándoles sus carros viejos sin placas o con láminas extranjeras, esos que con sacrificios tuvieron que adquirir porque no hay transporte urbano, o el poco que hay, definitivamente no sirve, es irrisorio, irregular y hasta irrespetuoso.

TIENEN QUE PAGAR

El ciudadano sólo tiene las urnas para vengarse, antes de la violencia, su única arma antes de estallar, es el voto, quizá luego procedamos a lo otro, pero como gente de paz, primero hay que castigarlos con el sufragio, ese que ya viene pronto, el domingo uno de julio que entra.

Luego veremos si hay que tomar otras medidas para cambiar el estado de las cosas, primero a votar, a sacar a esos pillos del gobierno por la vía pacífica.

Hacerlo más directa y revolucionariamente, es la última opción para quienes no sabemos ni gustamos de mancharnos las manos, como sería con la acción de propia mano, de una comunidad organizada, agotada, invadida de desesperanza, fastidiada, dolida, ofendida y por lo tanto, dispuesta a ya no permitir un abuso más, en contra de ninguno de los suyos, ni un vecino más afectado.

Obreros, comerciantes, señoras, damitas, jóvenes, adultos mayores, todos nosotros como afectados, agredidos, golpeados, humillados, amedrentados y asustados, vamos a hacer algo pronto.

Y esta vez no nos equivoquemos con nuestro voto.

Los sustos y los temores que hoy vivimos, los peligros y los daños que hemos sufrido, nos deben dar fuerza y ánimo para hacer algo, cada uno de nosotros, como si estuviésemos organizados, debemos hacer algo por el bien de todos.

Ya sabemos que ese algo y el gobierno, quien nos las va a pagar todas, ya también lo sabe.




Dale ME GUSTA a nuestra página de Facebook o síguenos en Twitter como @Elmananaonline

Editora Argos agradece cada una de las opiniones vertidas en este sitio.
Internet es una herramienta formidable para ejercitar la libertad de expresión y servir como medio de legítima denuncia, crítica y opinión.

Por el respeto a esta encomienda, El Mañana se reservara el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley, el orden social y la dignidad de terceros.

Agregar un comentario nuevo






Nuevo Laredo, Tamps.  
Compra
$16.80
Venta
$17.30
EDICION
IMPRESA
 
internet@elmanana.com.mx