17/08/2017

5
0
Economía sin fronteras

Nace TLCAN 2.0, nueva era para Nuevo Laredo


Mario Canales

No hay fecha que no llegue ni plazo que no se cumpla. Ayer, después de 23 años comenzó la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Apertura de ciclos, inicio de una nueva era de retos y oportunidades. Por su impacto económico y relevancia local, este proceso le permite a Nuevo Laredo ascender hacia una renovada era, un parteaguas en la historia de nuestra ciudad.

HISTORIA

El TLCAN, desde 1994, impulsó el comercio y cimentó la apertura económica del país a los mercados internacionales. Esta circunstancia permitió mayor exposición y desarrollo a aquellas regiones con ventajas competitivas para la exportación, como lo es Nuevo Laredo.

El comercio le permite hoy a Nuevo Laredo tener un privilegiado presupuesto municipal de más de 2,700 millones de pesos. Por su estratégica posición geográfica y complementada francamente con una bendición sobrenatural, Nuevo Laredo es el núcleo del comercio internacional. Por eso, la profunda relevancia que cobra este proceso de renegociación del acuerdo de libre comercio para la ciudad, con implicaciones socioeconómicas que quizá aún ni conocemos.

LOGÍSTICA

La primera ronda de negociaciones comenzó ayer y termina el domingo 20 en Washington D.C. Después, en septiembre será la segunda ronda en México; se espera un total de siete rondas de negociación de aquí a diciembre. Logísticamente serán paneles simultáneos que abarcan diversos temas de la agenda. Cada país ha definido ya sus prioridades y hasta ahora han mantenido posturas generalmente receptivas hacia la modernización del acuerdo.

Es indudable que, como en toda negociación, también influirán factores terceros o intangibles. Agentes externos a la negociación técnica pero con la fortaleza para ampliar o reducir el margen de negociación. El actor preponderante es sin duda el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, que con cada tuit y discurso reafirma su retórica proteccionista y aspira a ser un factor decisivo en las negociaciones a pesar de que ello pueda o no ser contraproducente para sus propios intereses.

México llega con una amplia baraja de oportunidades cimentadas en la premisa de más comercio, no menos. De ninguna manera es México el país chico, o al que más le convenga mantener el acuerdo a cualquier costo. Al contrario, México cuenta con ventajas competitivas estratégicas para ser un jugador decisivo en la mesa de negociaciones. En algunas habrá que ceder, en otras habrá que exigir, así son las negociaciones. Dicen los que saben, que la clave no está en las cartas, sino en saberlas jugar.

ADELANTE

El TLCAN no sólo ha fortalecido el intercambio comercial con Estados Unidos y Canadá, sino también ha cimentado los ahora inquebrantables lazos sociales. Esta integración económica impregna en el panorama un ambiente más allá de lo comercial, más allá de nuestros propios tiempos.

Es ahí el punto de partida que ancla en la perpetuidad la magnitud de este proceso para con Nuevo Laredo. Es crucial que así se reciba e impere sobre la conciencia local un sentir de profunda responsabilidad para hacer y exigir que así se cumpla.

Nace entonces el TLCAN 2.0, el inicio de una nueva era para Nuevo Laredo.

El ocaso de un ciclo y la apertura de otro.




Dale ME GUSTA a nuestra página de Facebook o síguenos en Twitter como @Elmananaonline

Editora Argos agradece cada una de las opiniones vertidas en este sitio.
Internet es una herramienta formidable para ejercitar la libertad de expresión y servir como medio de legítima denuncia, crítica y opinión.

Por el respeto a esta encomienda, El Mañana se reservara el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley, el orden social y la dignidad de terceros.

Agregar un comentario nuevo






Nuevo Laredo, Tamps.  
Compra
$17.90
Venta
$18.70
EDICION
IMPRESA
 
internet@elmanana.com.mx