09/09/2018

1
0
Selva urbana

‘Los mismos perros


Mauricio Belloc

…Pero con diferentes collares”, así dice el refrán para referirse a dos que están cortados con la misma tijera o que son de igual calaña.

Definitivamente el goberladrón y su alcachofa de ustedes -un servidor no votó por ninguno estos dos mequetrefes- son de la misma calidad, sólo son otros los moscardones que los rodean y que se sirven de las minucias que este par deja.

No son diferentes, ni El Chompa de Res, ni Enrique…cido, salvo por las sumas que manejan, eso nos debe quedar bien claro a todos en Nuevo Laredo y en Tamaulipas.

Sólo son diferentes esas cantidades y los alcances de sus pecuniarias acciones y de sus atropellos, de sus abusos de poder sobre el pueblo, siempre afectando al ciudadano.

Que la cuarta transformación de México, que tanto ha proferido (proferir de decirlo y explicarlo con mucho sentimiento o con gran sentir) el presidente electo Andrés Manuel López Obrador, tiene un papel principal, que es el combate a la corrupción y a la impunidad, este par, son fundamentales en el pretendido cambio que afectará a todo el país.

Así que no creemos -esperamos que no- se vaya a olvidar de este par de lacras, de los dos nefastos funcionarios, porque cabe decirlo, estos malos personajes locales, ya pasaron del robo engañoso u oculto, al hurto con burla y descaro, con total desenfado. La burla y el descaro nos dice que ninguno de los dos tiene límite por cuanto a lo que les corresponde y de que van por todo, a como dé lugar, ya sin guardar las formas, directo, derecha la flecha.

Lo de las mochilas clonadas o con parches del gobierno de Tamaulipas, sobre logotipos del gobierno de Guanajuato, de ninguna manera se lo quieran dejar al proveedor, al fabricante, al intermediario o a alguien fuera del gobierno de nuestro Estado.

¡Claro que está metido el gobierno del Estado!, nadie se “avienta un brinco” de 80 millones de pesos (estimación de tal enjuague con cientos de miles de mochilas que ya han repartido y otras tantas que repartiría el Estado en los 43 municipios) sin avisar y “sobre todo, sin salpicar” al Gobernador.

No hay loco que coma lumbre, mucho menos desde afuera de la administración, porque se les cae la cabra.

IGUAL EN EL PUEBLO

Dentro del citado combate a la corrupción y el aniquilamiento de la impunidad, el gobierno federal, deberá pugnar ante las instancias correspondientes, sobre el cómo fue que se hicieron de las mismas votaciones, cómo amañaron las elecciones, para hacerse -supuestos- triunfadores, de los resultados.

Las votaciones se ensuciaron en Tamaulipas, en Nuevo Laredo, para su beneficio de ambos o de sus candidatos azules.

Como el clonar camionetas haciéndolas pasar como del gobierno federal, a su servicio de su persona, como candidato.

Porque no nos van a decir que no es delito el utilizarlas en la campaña proselitista, para enviar el mensaje al pueblo de que los marinos lo cuidan a él en sus mítines y recorridos de campaña, tal y como a ningún otro candidato.

La clonación de las camionetas como si fueran de la Marina, fue un delito electoral, utilizados los vehículos durante el proceso de votación.

“Yo soy el elegido del gobierno, tienen que votar por mí, miren cómo me cuidan los marinos (con camionetas clonadas) en plena campaña electoral”, sería el mensaje de quien “cuateó” los vehículos en color gris claro y quien utilizó a marinos en la campaña, para cuidarle en sus eventos.

¿Lo anterior no es delito, no es corrupción, hoy tal acción no se ha vuelto impune, sin juicio, ni castigo? ¡Claro que sí!

Así que no debe pasar por alto este atropello a la decisión del pueblo, una voluntad popular que no se hizo sentir en Nuevo Laredo este 1 de julio.

NEGOCIAZO BRUTO

Dicen que fue de 80 millones el trinque ese. ¿Cuánto se habrán embolsado con esa compra-venta, haciendo a un lado el costo real del producto para el fabricante? ¿De a cómo fue el salpique pa’l goberladrón?

Vayan y cuéntenle al más sin dientes de su casa, tal vez ni ese inocente crío, se tragará la canallada de que el gobierno estatal está exento de culpabilidad, de haber hecho ese pingüe negociazo tan grosero y vulgar, tan raspa y tan chafo, como fue el de las mochilas parchadas.

Y la Marina, sin duda que tendrá que dar la cara a la afrenta, al descrédito público que les hizo el Alcalde, de haberlos acusado de clonar camionetas, delito federal que alguien deberá pagar con cárcel.




Dale ME GUSTA a nuestra página de Facebook o síguenos en Twitter como @Elmananaonline

Editora Argos agradece cada una de las opiniones vertidas en este sitio.
Internet es una herramienta formidable para ejercitar la libertad de expresión y servir como medio de legítima denuncia, crítica y opinión.

Por el respeto a esta encomienda, El Mañana se reservara el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley, el orden social y la dignidad de terceros.

Agregar un comentario nuevo






Nuevo Laredo, Tamps.  
Compra
$17.80
Venta
$18.50
EDICION
IMPRESA
 
internet@elmanana.com.mx