El Mañana de Nuevo Laredo

23 abril, 2019

Cinco volcaduras; dos niños muertos


Cortesía


Una pipa quedó volcada por el Libramiento Mex II.Se dijo que había un derrame de material peligroso, pero no fue así

Por Redacción


Compartir esta publicación

Nuevo Laredo.- Las carreteras de Nuevo Laredo fueron escenario de al menos cinco volcaduras entre el domingo de Pascua y el lunes que dejaron dos muertos, lesionados y un sin fin de daños materiales.

La primera volcadura ocurrió el domingo, a las 8:30 de la noche, sobre la Carretera Aeropuerto frente a las instalaciones de la empresa Transportista TUM.

En ese lugar quedó volcado un automóvil Chevrolet Malibú, se dijo por testigos que este era tripulado aparentemente por una mujer y sus hijos, quienes se retiraron del lugar.

El segundo caso fue el más trágico, ocurrió a las 9:10 de la noche en el Kilómetro 15 de la Carretera a Anáhuac y dejó como saldo dos menores de edad sin vida y cuatro lesionados.

El tercero fue el domingo a las 10:20 de la noche sobre la Carretera a Piedras Negras a la altura del Ejido La Cruz, al norponiente de Nuevo Laredo. La camioneta volcada, un Nissan XTerra, circulaba de oriente a poniente por la carretera y a la altura del Kilómetro 13, su chofer perdió el control, trepó al camellón central y volcó.

El vehículo dio varias volteretas para después quedar sentado en sus llantas, sin que se encontrara al conductor del mismo por los alrededores.

El cuarto accidente fue el lunes a las 3:00 de la madrugada sobre Carretera a Anáhuac, muy cerca del puente del Segundo Anillo Periférico, cerca del fraccionamiento Los Ángeles. Se trata de un Chevrolet Lumina 1998 que iba de poniente a oriente y metros antes de llegar al entronque con el Segundo Anillo Periférico, se salió del camino, chocó un arbotante y volcó.

Ya por último, en el caracol del Libramiento Mex II y la Carretera a Piedras Negras, el lunes por la tarde, un tráiler-pipa cargado con gas natural o metano, volcó. Este incidente ocasionó el despliegue inmediato de Protección Civil debido a que se reportaba fuga de material peligroso, confirmándose que no fue así.

Se informó que el operador del tractocamión salió bien librado y dejó abandonada la unidad motriz, que fue asegurada por autoridades.

Lejos de que las autoridades viales de Nuevo Laredo hagan su trabajo y por cualquier vía traten de disminuir los accidentes, se siguen haciendo de la “vista gorda” y continúan sin presencia en donde debe ser, como las vías rápidas que ya han cobrado varias vidas.


Compartir esta publicación

Más noticias