Cultura

Neolaredense Miguel Barquiarena, ganador de Premio Nacional de Poesía

El escritor neolaredense Miguel Barquiarena se hace acreedor al Premio Nacional de Poesía Ydalio Huerta Escalante 2022
domingo, 31 de julio de 2022 · 18:05

El poeta neolaredense Miguel Barquiarena, fue distinguido con el Premio Nacional de Poesía Ydalio Huerta Escalante 2022, colocando nuevamente su obra y a esta frontera en un lugar de honor en el panorama de los escritores contemporáneos en México. 

Con el  poemario “La casa del falso Médici”, el tamaulipeco se lazó nuevamente con otro premio a 10 meses de obtener el Premio Nacional de Cuento Corto Heraclio Zepeda 2021, también en el estado de Chiapas

El escritor compartió con El Mañana una entrevista donde se mostró agradecido y emocionado por su nuevo logró.

“Tuve la fortuna de nuevamente obtener un reconocimiento en Chiapas. Ahora me tocó en poesía con el Premio Nacional de Poesía Ydalio Huerta Escalante. Él fue un poeta y también un hombre que ayudó mucho a su ciudad, Palenque. Promovió la cultura y llevó muchas actividades culturales al estado, principalmente a Palenque, en donde se le quiere mucho, se le recuerda. Ahí tiene su familia y se le hacen distintas conmemoraciones, hay festivales que llevan su nombre”.

“Crearon este premio de poesía, que era el género que él escribía en homenaje a su trayectoria, para honrarlo. El premio comenzó como municipal, con toda seguridad fue estatal y luego regional; aproximadamente hace 12 años se convirtió en premio nacional, ya tiene 32 años en sí”, explicó Barquiarena.

Es un concurso al cual el peta fronterizo indicó ya había intentado en un par de ocasiones alzarse con el premio, peor fue en esta ocasión cuando se hizo posible con “La caza del falso Médici”.

Durante el nombramiento del jurado calificador.
Durante el nombramiento del jurado calificador.

“El libro se llama ‘La casa del falso Médici”, los Médici es un apellido muy conocido de Italia, de Florencia y como uno siempre está buscando temas, yo trato de ser original o más bien de no repetirme tanto porque luego dicen que los poetas se tienen que repetir toda su vida; sí lo entiendo, sus obsesiones siempre van a ser las mismas, pero al menos yo busco distintos enfoques”, comentó.

“Esta vez pensé en los exilios, en estar fuera de tu tierra, en sentir esa necesidad del anonimato, de querer pasar sin que no te reconozcan. Pensé en el extranjerismo, en el exilio y en las ciudades italianas; cómo serían verlas desde esa perspectiva de una persona que tiene la necesidad de ocultarse de su ciudad, de su tierra, en este caso México”. 

Durante la apertura de la plica del poemario ganador.
Durante la apertura de la plica del poemario ganador.

 “También pensé en cómo te retroalimenta o como algunas cosas te evocan a tu tierra y otras las reimaginas, la reinventas.

Muchos de los poemas son de la parte de la Toscana, porque es la parte más bonita para mí, creo, de Italia, como Roma, Venecia, Florencia, Pizza, Nápoles, está la isla de Capri, Pompeya, y bueno entonces me puse a pasear por ahí por los alrededores con este libro. Parece una guía turística, porque se la pasa hablando de esos lugares, me inspiré en un caso real, de ahí partió la idea; no se trata de esa persona la historia, solamente la use como inspiración”, agregó.

LOS VIAJES Y LAS AUSENCIAS

El libro consta de 60 poemas y está dividido en dos partes en las cuales los viajes y las ausencias enmarcan la belleza de cada pieza.

Ante los diferentes premio y reconocimientos que ha acumulado en su trayectoria, el autor indicó que en su inicio ya con galardones veía de forma más relajada  dichas situaciones, pero con el paso del tiempo ha pensado en que la experiencia y las personas le han aportado un sentido de responsabilidad para con la comunidad, el público y las nuevas generaciones de escritores de Tamaulipas.

“Con los años y la acumulación de premios, empecé a notar que ya en el gremio de escritores a nivel nacional me identifica, muchos ya me conocen o tienen algún tipo de relación conmigo por medio de redes sociales, han oído de mí o me lo dicen.

Entonces te das cuenta que vas avanzando más y ahí es donde empiezas a sentir un compromiso, que a lo mejor nos imponemos solo; porque bien te diría que como escritor no debes de pensar en nadie ni nada; pero ya sabes, estás en un punto o en un nivel de competencia que si haces algo se van a enterar. Entonces a veces sí te impone para poner escribir y sientes un poco la presión social  del ‘y ahora qué sigue’”.

Los autores de Tamaulipas, los más jóvenes, son los que sí me hacen sentir también que tengo una responsabilidad, porque me leen y me buscan mucho como referente, como yo lo hacía cuando estaba más joven.  Las nuevas generaciones, me han buscado porque les gustan los libros, me preguntan por ellos, dónde o cómo los pueden conseguir o me quiere compartir algún poema de ellos, que les dé un consejo y eso sí me di cuenta, que como escritor lleva una parte de responsabilidad social, porque no puede ser tan egoísta como cuando eras un autor más joven”, comentó. 

Para el escritor el año aún puede ser muy fructífero en materia de creación, ya que se encuentra trabajando en otros proyectos, así como viendo algunos planeas con editoriales. 

“Tengo pendiente la publicación de un libro de cuento corto, estamos concretando con la editorial, creo que va a salir para finales de este año. También hay un plan, me busco una traductora, quieren ver si proponía un libro para ver si les interesa en Europa.

Además estaba un curso de ensayo, porque es un género que me interesa mucho pero también lo quiero ejecutar de una forma más competitiva”. Entonces me puse empaparme un poco del tema, espero que el año que entra sea posible cambiar de género; quiero incursionar en la crónica y el ensayo, renovarme, descansar la poesía y el cuento”, indicó el entrevistado.