El Mañana

domingo, 15 de diciembre de 2019

Nuevo Laredo 5 agosto, 2019

El Bravo no es para nadar: PC

Hay áreas llenas de pozos y remolinos que son capaces de sacar de balance incluso a aquellos nadadores que se sienten expertos

El río parece tranquilo, pero en realidad es peligroso, por algo se llama “Bravo”.Con el calor se antoja meterse al agua, pero es más peligroso de lo que piensa.

4200

Por Alma Piña

Debido al periodo vacacional, las familias neolaredenses suelen visitar las orillas del río Bravo y las altas temperaturas invitan a refrescarse en él, pero la Dirección de Protección Civil y Bomberos recomienda no adentrarse, ya que existe un riesgo por la fuerte corriente de su cauce.

“Aunque el nivel del río es muy bajo, la corriente sigue igual de fuerte. Hay casos que la corriente los tumba y son arrastrados. La única recomendación de Protección Civil es que busquen otra manera de refrescarse; padres de familia no dejen que sus hijos se metan al río, aunque sea nada más la orillita”, indicó Omar Enríquez Sánchez, director de la dependencia.

Además, hay áreas llenas de pozos y remolinos que son capaces de sacar de balance incluso a aquellos nadadores expertos y aún más a los niños pequeños y adolescentes.

Y es que en estas fechas las familias aprovechan las vacaciones para llevarlos a lugares recreativos, ya sea para hacer una carne asada, hacer deporte, o simple convivencia.

A pesar de que no están de manera permanente, los elementos de Protección Civil aseguraron que realizarán rondines paulatinamente para atender de manera inmediata en caso de que se presente alguna contingencia.

Destacó que de enero a la fecha, se registraron al menos 18 personas que fallecieron ahogadas en el río internacional. “Se igualó la cifra del año pasado, y apenas vamos a mitad del 2019. La mayoría de los ahogados han sido migrantes, tanto mexicanos como de otras nacionalidades”, precisó.