El Mañana

lunes, 19 de agosto de 2019

Laredo Texas 13 junio, 2019

El excesivo calor es riesgo para niños y abuelos: Salud

Laredo está viviendo temperaturas peligrosamente calientes, la gente adulta mayor, los enfermos crónicos, los bebés y niños, deben estar a la sombra y bien hidratados

4200

Por Mauricio Belloc

El excesivo calor es preocupante para la autoridad municipal de salud, quien recomienda principal atención e hidratación de adultos mayores, niños, bebés y gente con enfermedades crónico-degenerativas o de alto riesgo.

Golpe de calor y agotamiento desfallecientes en las personas, podrían ocurrir en estos días tan calientes y húmedos en Laredo, ante tales peligros, Héctor González, médico y director Municipal de Salud, dijo que hay que tener mucha precaución y estar en todo momento pendiente de los segmentos de la población más expuestos.

“Ante un excesivo calor, conjugado con una muy elevada humedad ambiental, pone en alto riesgo también a la gente que trabaja a la intemperie, todas las ramas de la construcción, igual que jardineros, agricultores, ganaderos, personas bajo el sol por tiempos prolongados, hay que hidratarse muy bien con agua fresca, no café, no gaseosas no alcohol, sólo agua y sueros”, dijo González.

Aquellos con actividad física al aire libre, que no sea por trabajo, sino por diversión, deporte o entretenimiento, como es el ejercicio, ligas de beisbol, softbol, futbol y otras disciplinas atléticas, así como pasear en parques y meterse a las albercas, deben tener mucho cuidado en los horarios a elegir, preferentemente sean muy temprano en la mañana, o bien, realizarlos en el atardecer, cuando ya se ocultó el sol.

Y quienes laboran bajo el rayo del sol, tomarse descansos frecuentes de algunos minutos, a la sombra, beber mucha agua, administrar el tiempo que están directamente expuestos a los rayos y a las elevadas temperaturas
El agotamiento desfalleciente o el golpe de calor, ocurren cuando no se refresca el cuerpo, cuando no recibe suficiente frescura, que se está en un ambiente de más de 35 grados Celsius, equivalente a 95 grados Fahrenheit.

Daño al cerebro y otros órganos vitales es lo que sobreviene, cuando la persona no se refresca, no se enfría su cuerpo a la sombra durante un buen tiempo del día, del horario diurno.

Permanecer a la sombra, vestir ropas ligeras, claras y frescas, de preferencia tener abanicos aire lavado o clima artificial.

Programar con mucho cuidado las actividades en el exterior; colocarse en la piel, protectores solares, no dejar a los niños y mascotas en los coches, aunque estén con el motor encendido y el aire acondicionado funcionando, tampoco a los adultos muy mayores y gente con enfermedades altamente riesgosas, pues puede apagarse el clima y exponerlos severamente, incluso a la muerte.

“La gente de Laredo y del área, deben revisar en su vecindario a gente solitaria, a adultos mayores, asegurarse que están bien”, concluyó Héctor González.