El Mañana de Nuevo Laredo

25 junio, 2020

El mejor software de gestión para clínicas de fisioterapia




El desarrollo de las nuevas tecnologías de la información aplicadas a las empresas ha sido impresionante en las últimas décadas

Por Redacción


Compartir esta publicación

El desarrollo de las nuevas tecnologías de la información aplicadas a las empresas ha sido impresionante en las últimas décadas. Esto ha permitido dejar atrás un sinfín de procesos administrativos farragosos que limitaban el tiempo de algunas profesiones, especialmente las vinculadas a servicios médicos, como pequeñas consultas médicas, odontológicas o de fisioterapia.

La gestión de las agendas para las visitas, expedientes de los pacientes o de los cobros de las sesiones o consultas, convertían a muchos profesionales de la salud en administrativos, especialmente en las pequeñas consultas, u obligaban a tener plantillas sobredimensionadas para poder hacer la gestión del denominado “papeleo”. En muchos casos, era el propio profesional quien tenía que multiplicarse para poder atender todo este trabajo. También generaba la necesidad de disponer de espacios físicos para almacenar historiales u otra documentación de manera prácticamente obligatoria.

Los primeros pasos

En la medida que fue evolucionando, la informática se fue haciendo extensiva en alguno de los procesos, sobre todo los administrativos y permitía gestionar las citas de los pacientes, escanear documentos o generar formularios para poder almacenarlos virtualmente, etc.

Nacieron los primeros programas de gestión administrativa genéricos. Es importante este último concepto, porque se refiere a que se aplicaban a cualquier tipo de negocio, fuera un comercio o una consulta médica, sin que hubiera especificaciones para un sector en concreto. Además, existían programas de gestión diferentes: uno para gestionar la agenda, otro para llevar las cuentas, otro para almacenar documentos escaneados…

Llega la unificación

Con todo esto sí se había simplificado la gestión administrativa, pero era necesario utilizar un programa informático para cada cosa, con lo que la optimización no era total. Esto llegó con una nueva generación de softwares que sí unificaban algunos aspectos de la gestión: la empresa contrataba estos softwares e incorporaban los llamados módulos. Un módulo es una parte de la gestión diferente que se incorpora al software como solución a la necesidad de la empresa: cobros y contabilidad, citas, documentación, etc.

Así, se generó una oferta de programas que sí unificaban las necesidades de gestión, pero seguían adoleciendo de ser genéricos, sin especializarse en sectores específicos y sus necesidades. Y esto es especialmente crucial en sectores como las especialidades médicas, que tienen, además de la gestión administrativa, otras necesidades, como la gestión de una agenda que debe estar vinculada a un historial clínico, por ejemplo. Esta es una necesidad de especialidades médicas como las clínicas de fisioterapia.

Un software específico

Finalmente, se ha llegado a una nueva generación de programas de gestión que, no sólo ofrecen módulos para las diferentes áreas de gestión, sino que están específicamente diseñados para clínicas de fisioterapia y kinesiología, ofreciendo soluciones específicas para estas especialidades.

Este software para fisioterapeutas permite un almacenamiento online de los historiales a los que puede acceder cualquier profesional de la plantilla y en cualquier momento, lo cual permite que varias personas puedan trabajar al mismo tiempo desde diferentes dispositivos. Además, también permite gestionar citas y compartir calendarios, firma de consentimientos informados, recordatorio de citas, gestión financiera o, incluso, conocer el stock de material en tiempo real. Finalmente, se ha tenido en cuenta que cada clínica tiene su propio método de trabajo y por ello, es totalmente personalizable, teniendo en cuenta aspectos como los permisos para acceder a unos módulos u otros, por ejemplo.

Ventajas de este software

Así, el profesional no sólo dispone de todas las soluciones administrativas y, además, de gestión y coordinación de profesionales, sino que también ofrece otras funciones como poder compartir notas y avisos entre diferentes profesionales, gestión de bonos, recordatorio de citas o contacto vía mail, SMS o Whatsapp para campañas de marketing.

Podemos ver que las ventajas son evidentes: los ingresos por pagos se registran en el momento, se lleva automáticamente la facturación y todo queda almacenado en el sistema; la gestión de las citas se administra de la manera más optimizada entre los profesionales del centro y, además, se incorporan herramientas para mejorar la imagen de las clínicas con herramientas de gestión del marketing del centro.

Una única herramienta

Y todo ello se hace bajo una única herramienta, sin necesidad de disponer de un software para cada necesidad de la clínica. Asimismo, todos los datos quedan almacenados en la nube, con copias de seguridad automáticas, sin necesidad de acaparar espacio en un ordenador, con la ventaja que ello tiene para los sistemas informáticos de una empresa.

Además, como hemos dicho, el programa puede personalizarse a las necesidades de cada centro, siguiendo su sistemática y forma de trabajar; con lo que se optimiza totalmente la gestión del grupo a su trabajo. Los usuarios acceden a sus áreas de trabajo y acceden a los historiales de los pacientes de manera rápida y eficaz. Se pierde menos tiempo en los procesos administrativos, con la contabilidad o los stocks disponibles en tiempo real y se gana en imagen de marca de la clínica con una mejor atención al cliente en todos los sentidos.


Compartir esta publicación

Más noticias