El Mañana

miércoles, 21 de agosto de 2019

Tecnologia 14 junio, 2019

El poder 8K de Samsung

Con Ambient Mode puedes elegir un fondo de pantalla para cuando no estés viendo la tele, incluso puedes usar la cámara de tu smartphone para identificar una textura que te guste, como la de tu ropa

Axel Romero

4200

Por Agencia Reforma

Sao Paulo, Brasil.- La tecnología de las pantallas 8K está por cambiar la forma en la que conocemos el entretenimiento.

Aunque fueron presentadas durante CES 2019, la llegada a los hogares de televisores con resolución de 7.680 x 4.320 pixeles apenas está en su etapa inicial. Y como todavía no hay mucho contenido en 8K, Samsung propone a la Inteligencia Artificial como el aditivo necesario para hacer valer la siguiente generación de contenidos.

Con el procesador Quantum de Samsung, presente en las pantallas de la línea QLED 8K de la empresa, los usuarios podrán disfrutar videos caseros, videojuegos, películas o series re-escalados en 8K, gracias al procesamiento de imágenes en tiempo real con semiconductores con Inteligencia Artificial.

El poder del procesador ayuda a que el contenido, proveniente de la fuente que sea, se optimice en 8K o en 4K en algunos modelos QLED que también lo integran para proveer imágenes aún más detalladas que las versiones de años anteriores, incluso en escenas con poca luz.

El proceso de mejoramiento imágenes consiste en la recolección de los datos de imágenes recibidas, que son clasificadas según las texturas, orillas y otras propiedades. Después se genera la fórmula adecuada para construir las imágenes al definir la mejor manera de procesarlas según sus características.

Con esto, el procesador genera imágenes con las mejores propiedades y así en el futuro aprende a mostrarlas automáticamente con mayor eficiencia y detalle.

Pero no todo queda en la imagen. El sonido también es mejorado con las redes neurales que analizan los sonidos para emitirlos según las intenciones de los creadores de contenidos, y alcanzar la experiencia auditiva que buscaban generar.

“Si ya tienes una barra de sonido, el audio de la pantalla QLED se complementa, se mantiene el mismo efecto y con ello adquieres más volumen”, explicó Celso Barros, gerente de mercadotecnia de pantallas de Samsung Latinoamérica.

Por otro lado, con el Modo Ambiente la pantalla deja de ser el gran bloque negro colgado en la pared para convertirse en un elemento más de la decoración de la habitación, con la posibilidad de elegir fotografías curadas por Samsung, alguna de la galería de los usuarios, o bien otros temas dinámicos que cambian durante el día.

El Modo Ambiente también permite a los usuarios fotografiar texturas, como la de la alfombra o la de un vestido, para que haga los ajustes e imite la combinación de los colores de la superficie captada, y con la tecnología Ultra Viewing Angle, los usuarios pueden apreciar perfectamente las imágenes desde cualquier ángulo gracias a la estructura mejorada del panel y los algoritmos que evitan reflejos y destellos.

Pero otro motivo para pensar en cambiar tu pantalla por una QLED de última generación podría ser disfrutar toda la potencia gráfica de la próxima generación de consolas.

Aunque las sucesoras de la Xbox One y la PlayStation 4 aún no salen a la luz de forma oficial, en la feria E3 ya se conocieron esbozos de sus capacidades, y una de ellas será la de jugar en resolución 8K.

No obstante, incluso las consolas actuales serán reforzadas con el procesador Quantum con AI de Samsung para ver los juegos en máxima resolución.

“Los televisores ya están listos para el contenido 8K en gaming, incluso si hoy ya tienen una consola que es 4K, el contenido sería escalado”, concluyó Barros.

Finalmente, la cereza en el pastel de las nuevas Smart TV de Samsung es el soporte a la plataforma de Apple TV y a la transmisión de contenidos a través de AirPlay 2, lo que amplía a los usuarios la posibilidad de ver más contenidos. Con esta función, ya no importa que los teléfonos y televisores no sean de la misma marca.