El Mañana

sábado, 21 de septiembre de 2019

La tarde 10 septiembre, 2019

Inician paros en el Hospital General por falta de atención del Estado

4200

Por Emma Treviño

Ante el desinterés del gobierno estatal y la Secretaría de Salud, por liberar las 712 plazas que tienen congeladas en el estado, de las cuales 20 son de Nuevo Laredo, además de 50 nuevos recursos para paliar la sobrecarga laboral que enfrentan los empleados de la salud; estos comenzaron una serie de paros escalonados en el Hospital General.

“Ayer fueron 3 horas, y le iremos aumentado una hora diaria hasta que nos den una respuesta a estas peticiones”, expresó Luis Alberto Zúñiga Bernal, secretario general de la Subsección 15 de la sección 51 del Sindicato de Trabajadores de la Secretaría de Salud.

A las carencias se suma la falta de insumos para que el personal médico y de enfermería pueda dar una atención de calidad a los enfermos, como instrumental, tiras reactivas para medir los niveles de los diabéticos, y diversos artículos de curación.

“No vemos el interés, del gobernador del estado ni de la Secretaría de Salud, por solucionar esta problemática que tenemos y los problemas de filtración del agua, porque precisamente comentábamos de ahora de las lluvias, de nueva cuenta empezó otra vez a gotear, áreas como: urgencias, hospitalización, consulta externa, y más grietas”, expresó.

Además, se sigue teniendo problemas con el aparato de rayos equis, no funciona bien, en el caso del mastógrafo es la misma situación, el aparato que trajeron hace un par de meses, es muy viejo y obsoleto, y el anterior que se tenía requiere de una tarjeta especial para que funcione.

NO LLEGAN LOS RECURSOS

Se colocó una manta por el lado de urgencias del hospital, no se quitará hasta que no se solucione, por lo que las enfermeras pararan sus labores de manera escalonada, es decir un grupo descansa y el otro labora.

Denunció que el recurso que manda el gobierno federal al estado no llega a los municipios, por lo que desconoce a dónde van a parar estos recursos, por lo que exigen a las autoridades estatales liberar el recurso, el cual ya debió de haber llegado a Tamaulipas.