El Mañana

domingo, 20 de octubre de 2019

Nuevo Laredo 9 junio, 2019

La furia del río Bravo

Regularmente el río apenas alcanza los 60 centímetros de profundidad, pero el jueves 8 de julio del 2010 llegó hasta los 13 metros

4200

Por REDACCIÓN / EL MAÑANA

En julio del 2010, el río Bravo enfureció, el caudal cubrió las áreas bajas y quedó al ras del Puente Internacional I. Así lo reportó El Mañana de Nuevo Laredo.

“Alcanza Bravo Puente I” fue el titular de una portada para la historia de Nuevo Laredo, adornada con impresionantes imágenes del desastre que registraron las proporciones que alcanzó el río, como pocas veces ha ocurrido en la ciudad desde que se tiene registro.

El río superó -aquel jueves 8 de junio- los 13 metros de profundidad cuando usualmente no rebasa los 60 centímetros.

Los militares colocaron costales en los carriles del Puente I, todas las corporaciones de emergencia estaban en alerta por objetos que pudiera arrastrar el río y dañar la estructura del cruce; dos cajas tráiler debieron ser retiradas del caudal, pues una de ellas estuvo a punto de impactarse con el puente y formar una represa o vulnerar la integridad del mismo.

Los puentes II y III mantenían la comunicación con Estados Unidos pues la altura de éstos es de 14 y 19 metros, respectivamente, debajo de ellos el río fluía a 4 mil 400 metros cúbicos por segundo; 400 metros cúbicos más que la capacidad del Puente I.

El Colosio, CIITEV y los predios contiguos al río Bravo quedaron sumergidos, mientras que parte de Ciudad Anáhuac registró al menos un metro de inundación.

Desde entonces, no se ha registrado una creciente de las mismas proporciones.

El Mañana cubrió una de las peores inundaciones de la historia.