El Mañana

sábado, 20 de julio de 2019

Nuevo Laredo 11 mayo, 2019

Lleva serenata a todas las mamás

Muchas familias visitaron ayer a sus madres en el panteón

4200

Por Alma Piña

Después de llevar serenata a decenas de mamás, el señor Chávez terminó su día con broche de oro arribando a la tumba de su madre cantando a todo pulmón. Y es que desde hace cuatro años su madre Elisa Torres,partió de este mundo, pero jamás del corazón de su hijo.

Virgilio Chávez, junto a su esposa Rosa María de Chávez, y sus hijos Raimundo y Andrés Chávez, celebraron el Día de las Madres entre criptas, recuerdos, flores, música y sonrisas.

“Mi madre estuvo siempre conmigo, me dijo que debía respetar a mi esposa, y por ella aprendí a ser una buena persona, mi madre fue todo para mí y mi hermana, que aunque ella esté en otra ciudad me pidió que no faltara en visitar a nuestra mamá, pero nunca lo haría”, dijo Virgilio.

Desde las 12:00 de la noche visitó casas, para llevarle serenata a las mamás, luego en la mañana llegó al panteón para continuar con el festejo en las tumbas de las mamás de sus amigos, conocidos y clientes, pero al final llegó con la cripta de su madre Elisa.

Al ser una celebración muy nostálgica, el Panteón Municipal se llenó de visitantes, que cargaban hermosos arreglos florales, globos y música.
Quienes también visitaron el cementerio, fueron Doralicia Rico Hernández y su prima Élida Guadalupe Hernández, ambas arribando a las tumbas de sus respectivas madres.

Comentó Élida que su madre Dolores Hernández de Rico, siempre le dijo que la unión familia jamás se debe de perder, y que los días de celebración no deben de pasar de desapercibidos.

“Yo vivo en Laredo, Texas, pero cada mes vengo a visitar a mi familia, a mi madre, y me pongo de acuerdo con mi familia de reunirnos, ya sea en días especiales o simplemente como visita cotidiana al panteón, porque ellos siempre nos cuidan”, resaltó Élida.

Mientras que Dora compartió que de su mami, la señora Juana Hernández, aprendió a cuidar de sus seres queridos, y de mantener la convivencia aun cuando éstos ya partieron.

“Lo más importante es recordar siempre a nuestros familiares y estar unidos quienes aún seguimos con vida, eso me dijo siempre mamá”, expresó Dora.