El Mañana

martes, 20 de agosto de 2019

Global EUA 14 agosto, 2019

Muere niña quemada con agua hirviendo; mujer no la llevó al hospital

La pequeñita falleció 12 horas después del horrible accidente

4200

Por AGENCIAS

Corsicana, Texas.- Una mujer fue arrestada después que una niña se quemó accidentalmente con agua hirviente y murió cuando la mujer no buscó atención médica para ella, informó la policía ayer martes.

La niña de unos 4 años sufrió quemaduras en buena parte del cuerpo al tomar una olla llena de agua hirviente de la cocina, según la policía de Corsicana, ciudad a unas 7 horas de la ciudad de McAllen, rumbo a San Antonio y Austin.

Las autoridades dijeron que una mujer en la casa intentó dar auxilio a la niña y no llamó a emergencias. Notificó a la policía unas 12 horas después cuando la menor perdió la conciencia.

La mujer, identificada por el diario Corsicana Daily Sun como Juana Márquez, de 42 años, permanecía detenida en la cárcel del condado de Navarro bajo el cargo de poner en peligro a un menor.

No estaba claro cuál era su relación con la niña.

La madrastra fue quien reportó el sábado que Amberly no respondía en su cama.

Según declaró Márquez, Amberly había sacado una olla de agua hirviendo de la estufa y posteriormente le cayó encima, provocándole quemaduras en la cara, pecho y brazos.

Como estaba “cuidando” a los otros tres niños de la casa, la mujer decidió no llevarla al hospital. Puso a la niña en agua fría y le colocó una pomada para quemaduras.

Márquez argumenta que su esposo estaba trabajando en otro estado, por lo que se encontraba sola al cuidado de los niños.

De acuerdo con su declaración, la mujer indica que Amberly había dejado de llorar antes de ir a dormir, pero los otros niños comentaron que la menor “estaba llorando y llorando” y que Márquez sólo le decía que se callara.

Amberly no despertó al día siguiente.

“[Pasaron] doce horas entre la caída de agua hirviendo sobre Amberly y la policía respondiendo a su defunción […]”

“[Márquez] no brindó asistencia a Amberly, incluida asistencia médica o intento de pedir ayuda”, dijo la policía en la declaración jurada.

El informe del médico forense del condado indica que la niña falleció a causa de la gravedad de sus quemaduras por el agua hirviendo.

Al parecer una familiar de Amberly, Joann Reyna Elizalde Pineda, realiza una recaudación de fondos para que el cuerpo de la niña sea llevado a sus familiares en Phoenix, Arizona.

En la descripción de la página, Elizalde comenta que cada vez que tenía que volver con su padre en Texas, la sonrisa de Amberly se “invertía” ya que no quería irse de Arizona, “donde viven sus tías, tíos, hermano mayor, primos y abuelos”.