Tamaulipas

Tamaulipeco gana mansión de Amado Carrillo "El Señor de los Cielos"

Cada cachito vendido por la Lotería Nacional (alrededor de 3 millones de números para concursar) costó 200 pesos, con una bolsa de más de 300 mil premios, siendo un total de 391 millones de pesos.
miércoles, 29 de junio de 2022 · 10:16

La tarde de este martes se realizó el Gran Sorteo 260 de la Lotería Nacional, donde fue rifado un lujoso y polémico premio. En este marco, un compatriota tamaulipeco ganó la mansión de Amado Carrillo, "El Señor de los Cielos" ubicada en Jardines del Pedregal de San Ángel, al sur de la Ciudad de México.

Valuada en más de 90 millones de pesos la mansión, ex propiedad del antiguo líder del cartel de Juárez Amado Carrillo Fuentes, ha sido un escondite de maleantes, un set de filmaciones, la sede de una fundación y ahora fue el premio mayor del último sorteo de la Lotería Nacional de México.

Suntuoso lugar

La residencia cuenta con dos plantas; una piscina techada; un amplio jardín; espacio suficiente para acomodar casi 30 coches; un bar con una cava personal; nueve habitaciones; seis jacuzzis; múltiples armarios y vestidores, además de una inmensa cocina.

También posee un cuarto de vapor; una caseta de vigilancia; una biblioteca; una sala de estar; un cuarto de máquinas; una zona de lavado, e increíblemente una casa de juegos tamaño real para niños.

Gran Sorteo 260 de la Lotería Nacional

Cada cachito vendido por la Lotería Nacional (alrededor de 3 millones de números para concursar) costó 200 pesos, con una bolsa de más de 300 mil premios, siendo un total de 391 millones de pesos.

Durante la rifa muchos de los números premiados salieron de la participación, pues ninguno de estos había sido vendido, teniendo que repetirse al ganador múltiples veces con los "Niños Gritones".

No fue sino hasta el número 339357 que salió exitoso, el cual fue vendido en la ciudad fronteriza de Matamoros, Tamaulipas. El reintegro fue para el número 7.

“¡Número 339357, Premio Casa Jardín del Pedregal de la Ciudad de México!”, “¡Premio Mayor, Premio Mayor!”, exclamó un Niño Gritón. 

A pesar de haber sido Ciudad Juárez la sede de sus operaciones, "El Señor de los Cielos" contaba con múltiples residencias repartidas por toda la república mexicana. Durante los años noventa se sometió a diversas cirugías estéticas para burlar a la autoridad; irónica y presuntamente encontraría su final en una sala médica en 1997, luego de su enésimo intento por cambiar su apariencia.

El compatriota tamaulipeco que ganó la mansión de Amado Carrillo, "El Señor de los Cielos" ahora tendrá un lujoso destino a donde quedarse en la CDMX.

Jesús García