El Mañana de Nuevo Laredo

5 enero, 2019

Niños prefieren tomarse la foto con los “reyes modernos”




Familias acuden a la romería en Cuauhtémoc; circulación vial se ve afectada en los alrededores

Por El Universal


Compartir esta publicación

La modernidad alcanzó a los Reyes Magos. Por tercer año consecutivo se instalaron en los alrededores de la alcaldía de Cuauhtémoc; esta vez dejaron atrás el elefante, el camello y el caballo.

Llegaron en un Jeep y con los colores de la bandera estadounidense, lo que de inmediato atrajo la atención de chicos y grandes. En el vehículo que parecía de guerra, niños y padres de familia podían usar dos metralletas de juguete para posar.

Lo anterior es una muestra de lo que se aprecia en una de las carpas instaladas para tomarse la fotografía del recuerdo con los Reyes Magos. Su costo es de 120 pesos.

“¡Mira papá, ahí vamos a tomarnos la foto!”, se escucha decir a unos niños que prefieren tomarse la fotografía en el Jeep que en otro stand, donde Melchor, Gaspar y Baltasar aguardan en un nacimiento con el Niño Dios.
Apenas son las siete de la noche y hay una multitud que camina desde el Monumento a la Revolución a Puente de Alvarado.

Los niños van felices, pero los automovilistas sufren porque el tránsito en la zona es complicado; hay permiso hasta para estacionarse en zonas prohibidas. Los franeleros piden para el refresco, pero un billete de 50 pesos.

Los precios están al alcance de los visitantes. Para calmar el frío se puede disfrutar de un ponche: de 20 a 40 pesos, según la economía de cada familia.

Hubo familias previsoras que guardaron parte de su quincena para tomarse la fotografía del recuerdo, subirse a los juegos mecánicos y hasta comprarse un antojito.

La novedad de este año son los juegos virtuales, que por cierto, tenían más gente que las canicas y los dardos para tirarle a los globos.

Su costo es mayor: un juego por 60 pesos, cuando las tazas, los carros chocones y hasta un helicóptero volador cuesta sólo 35 pesos.

Hasta un teleférico se puede encontrar como atracción en la alcaldía que es gobernada por el morenista Néstor Núñez.

A diferencia del año pasado, cuando había incertidumbre entre los comerciantes para instalarse, hoy hay más de 400 puestos.

La Dirección General de Seguridad Ciudadana y Protección Civil lleva a cabo operativos de 24 horas para resguardar la integridad de los visitantes. Sobre todo en juegos mecánicos e instalaciones de gas y luz por la vendimia de comida.

Hace cuatro años, cuando el delegado era Ricardo Monreal, también sobre la avenida Buenavista e inmediaciones de la delegación Cuauhtémoc, se estableció una romería gigantesca, pero en aquella ocasión la gente buscó en primer lugar Santa Claus para entregar su carta y tomarse una fotografía.


Compartir esta publicación

Más noticias