HACIA MUJERES

Capacitan contra la violencia

jueves, 25 de noviembre de 2021 · 09:48

Bajo el lema “Pinta el mundo de naranja: ¡Pongamos fin a la violencia contra las mujeres ya!”, ayer inició la campaña de 16 días de activismo color naranja de la Secretaria de Salud con la capacitación a los elementos de la Policía Estatal para sensibilizarlos contra la violencia a la mujer o de género, como parte del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres.

Al ser estos elementos de seguridad el vínculo de auxilio ciudadano y la cercanía que pueden tener las familias, fueron capacitados para que conozcan los programas dirigidos a las mujeres víctimas de violencia doméstica para que, dentro de sus labores, puedan detectar, orientar y referir a estas personas a la Secretaría de Salud y ayudarlas a salir de círculo vicioso en el cual viven. Alejandro Agustín Barreriro Espericueta, coordinador de Servicios de Salud, dijo que en este sentido, la violencia hacia la mujer desde la pandemia a la fecha se ha mantenido en un 30% de agresiones.

Como Sector Salud, dijo que es importante dotarlos de las herramientas por el contacto tan cercano que tienen con la ciudadanía, y la respuesta a este tipo de eventos que llegan a atender, para que puedan ayudar, orientar a las víctimas desde cómo buscar ayuda, realizar una denuncia y a dónde canalizarlas.

“En este caso, nos coordina mos con la Policía Estatal porque viven este tipo de sucesos y es esencial que ellos estén capacitados en este tipo de temas”, dijo el galeno, Además de esta capacitación, se hace durante todo el año la búsqueda intensiva de agresiones, se aplican cuestionarios, y, a través de las consultas, los médicos apoyan en la detección de estas víctimas, quienes son canalizadas a los diversos departamentos con los que cuenta la Secretaría de Salud. Algunas de las señales de alerta de que eres víctima de violencia son las bromas hirientes, chantajes, ignorar o aplicar la ley del hielo, celar, culpar, ofender, humillar controlar, empujar, golpear, hasta llegar las amenazas y en muchos de los casos hasta perder la vida en manos de sus parejas.