Economía sin fronteras

Comercio y migración retoman agenda bilateral México-EEUU

jueves, 14 de abril de 2022 · 00:00

En la agenda bilateral México-Estados Unidos, el tema comercial y migratorio fueron desde hace algunos años los dos más importantes de la agenda, particularmente desde que el presidente Donald Trump amenazó con retirar a Estados Unidos del Tratado de Libre Comercio. Después, con la crisis Covid-19 en 2020, el comercio y la migración cedieron los reflectores hacia la pandemia y consecuentes asuntos.
Sin embargo, hoy, el gobierno de Estados Unidos y el gobernador de Texas han colocado al comercio y a la migración de regreso como los dos principales temas de la agenda bilateral México-Estados Unidos.
La Administración Biden anunció que a partir del 23 de Mayo, el uso del  “Título 42” de la ley de salud pública, que permite a la agencia de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) rechazar el flujo migratorio sin permitir las solicitudes de asilo, sería terminado.
Ante ello, a partir del viernes pasado, el gobernador de Texas emitió una orden al Departamento de Salud Pública para implementar otra revisión del flujo comercial en cuatro cruces fronterizos: Zaragoza-Ysleta, Córdova-De las Américas (Juárez), Colombia-Laredo y Reynosa-Pharr. El Gobierno de México estima que en estos cuatro puertos de entrada únicamente está cruzando una tercera parte del comercio habitual. Esta decisión ha provocado un impacto contundente e inmediato al desarrollo orgánico del comercio entre Estados Unidos y México. De acuerdo con cifras oficiales:
El tráfico comercial ha caído hasta en 60% en la frontera Texas-Mexico.
El argumento del gobernador Abbott no es económico, es migratorio. Como suele suceder, el desarrollo productivo se ve sujeto a decisiones arbitrarias con tintes políticos. Pues, cabe recordar, que Estados Unidos supera el 8.5% en inflación anual y que, según encuestas, la mayoría de los estadounidenses atribuyen el pesimismo económico al presidente Biden.
En el cálculo del gobernador Abbott, el impacto al comercio con México hoy se le atribuye a él, pero a mediano y largo plazo el efecto dominó se traduce en peores restricciones a las cadenas de suministro y en mayores presiones inflacionarias, consecuentemente afectando a la Administración Biden. El gobernador de Texas es del partido republicano, y el presidente Biden es del partido demócrata. No es casualidad, tampoco, que en 207 días hay elecciones de medio término en Estados Unidos donde el partido en el poder puede perder su mayoría en ambas cámaras del Congreso.
Lamentablemente, el impacto hacia la comunidad fronteriza no se ha hecho esperar, pues un solo minuto de retraso significa millones de dólares en las cadenas de suministro. De acuerdo con el Gobierno de México, “sólo en 2021 México se posicionó como el principal socio comercial y destino de exportaciones de Texas, con un flujo comercial entre ambos de 442 mil millones de dólares aproximadamente”.
Texas y México comparten una frontera de mas de 2,000 kilómetros con 27 cruces, muchos con fines comerciales. De acuerdo con cifras oficiales, en 2021, el intercambio comercial Estados Unidos- México fue de 661 mil millones de dólares; el 70% de los camiones de carga que entran a Estados Unidos lo hacen por Texas.
El gobernador Abbott ya reveló su carta de negociación: el comercio. El presidente Biden seguiría adelante con rescindir el uso del Título 42 en el tema migratorio. Y la agenda bilateral retoma su enfoque comercial - migratorio; tal y como sucedía antes de la pandemia.
¿A qué costo?
Facebook, Twitter, Instagram y Youtube: @economixs

Otras Noticias