CRÓNICAS POLÍTICAS

Corte asesta coscorrón a CDV

jueves, 4 de agosto de 2022 · 08:05

El gobernador Cabeza de Vaca no se rinde frente a la terca realidad y lanza otra guerra de lodo con la vana pretensión de conseguir la nulidad de la elección del gobernador Américo Villarreal Anaya.

Usando tucos azules, portales improvisados y las mismas patrañas redundantes, Cabeza chotea el tema de las presuntas irregularidades, en un desesperado afán por tumbar el resultado electoral,

No se resigna el mandatario saliente a una derrota irreversible que le supone la entrega de un gobierno de cuentas mochas y susceptible de severas auditorías institucionales y de protocolo, que lo pondrán en una situación incómoda.

Pero no tiene salida, pues el que siembra vientos cosecha tempestades y aquí no hay excepciones, aunque Francisco presuma que los suyos eran vientos de cambio.

Por cierto, la bancada de Morena en el Congreso local propuso un punto de acuerdo mediante el cual solicitan se investigue al auditor superior del Estado, Jorge Espino Ascanio, al secretario general de gobierno Gerardo Peña Flores.

Les atribuyen a estos funcionarios y a otros que resulten responsables, por hechos de corrupción y presuntos delitos derivados de soborno, cohecho, peculado, desvío de recursos y enriquecimiento ilícito, entre otras acciones ilegales.

Todo el affaire gira alrededor de la conducta de Luis Alejandro Espino Acosta, junior del Auditor Superior, de ofrecer 5 millones de pesos a regidores del Ayuntamiento de Reynosa, para destituir al presidente municipal Carlos Peña Ortiz, y nombrarlo a él su sucesor.

La acusación de la bancada de Morena también es contra el fiscal anticorrupción Raúl Ramírez Castañeda, a quien imputan actos de violación al principio de imparcialidad y violación al derecho humano de presunción de inocencia.

Por su parte, el diputado local del PAN, Félix García Aguiar, “El Moyo”, de Nuevo Laredo, sufre por no poder disimular su entreguismo a Cabeza de Vaca, de quien está convertido en tapadera y alfombra.

Este tipo de legisladores es el que desprestigia la función social del diputado, pues traiciona el principio fundamental de servir a la sociedad, no al jefe del poder ejecutivo local.

Por el rumbo de la Sección 30 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, crece la incertidumbre por la tardanza en emitir la convocatoria para renovar la directiva que encabeza Rigoberto Guevara Vázquez.

Guevara resultó ser un fiasco y se le salió de las manos el control el proceso sucesorio, permitiendo que Cabeza de Vaca meta su cuchara, para inducir la elección de José Naif Hamscho Ibarra.

Sin embargo, es impredecible el desenlace de este ejercicio democrático, pues se ejercerá por primera vez en el gremio, la votación directa, personal y secreta de los profesores.

El docente Arnulfo Rodríguez Treviño está inscrito como aspirante, apoyado por una fuerte corriente de opinión, de profesores que quieren verlo otra vez al frente del sindicato, para que consiga otra carga de beneficios como la de su primera gestión.

Abelardo Ibarra Villanueva es otro de los aspirantes, pero no es adicto a los debates, por lo que declinará si lo invitan. Es extraño que don Abelardo rehuya la confrontación, pues se supone que los profesores están capacitados para lucirse en la tribuna.

En otro orden de ideas, ayer se produjo un triunfo aplastante de la razón contra la intransigencia, cuando la Suprema Corte de Justicia de la Nación emitió un fallo a favor de Matamoros, derogando un decreto ilegal de Cabeza de Vaca.

Mediante esta resolución de los Ministros de la Corte, Matamoros recupera el control de la Policía uniformada pues se restableció la autonomía municipal que había sido vulnerada por el gobierno del Estado.

Esta es una mala señal para Cabeza, pues en unos días más, esos mismos Ministros resolverán las controversias constitucionales suscitadas con motivo de su desafuero y una orden de aprehensión en su contra.

En tanto que en Matamoros, el presidente municipal Mario Alberto López Hernández entregó nombramiento a David Bedarte Rodríguez como director de programas sociales, de la Secretaría de Desarrollo y Bienestar Social.

A principios de semana, “La Borrega” hizo nuevos enroques de funcionarios en Matamoros, pues la maestra Yolanda Chavira Estrada fue nombrada directora de educación básica, en la Secretaría de Educación, Cultura y Deporte.

Y es nueva directora de consejos vecinales, de la Secretaría de Desarrollo y Bienestar Social, Ileana Ivonne Trejo Garza.

El maestro López Hernández solicitó a las nuevas funcionarias, poner lo mejor de sí mismas, para que los matamorenses reciban servicios de calidad en esas dependencias.

Por cierto, el gremio magisterial victorense está de luto, por el fallecimiento del profesor Lorenzo López Gómez. 

Es aniversario luctuoso, número 20, de la abogada de Reynosa, Ana Teresa Luebbert Gutiérrez.

Correo electrónico: [email protected]

Otras Noticias