RÍO REVUELTO

Ni pichan, ni cachan ni dejan batear

jueves, 4 de agosto de 2022 · 08:05

Pues llega hoy finalmente el Repuve a Nuevo Laredo, luego de que en otros estados llevan ya miles y hasta cientos de miles de unidades “chocolate” que fueron legalizadas y con ello una recaudación considerable que será destinada a la pavimentación de las calles de los respectivos lugares donde se hizo el trámite.

La realidad es que fue una movida meramente política que el Estado -aún panista- retrasara innecesariamente este beneficio en Nuevo Laredo, todo para intentar que el municipio con gobierno morenista recibiera recursos adicionales para invertir en la infraestructura vial, esto a pesar de que al Estado también ingresa un recurso importante por concepto de emplacamiento.

Al menos una docena de neolaredenses se desesperaron a tal nivel, que prefirieron irse a otros municipios a realizar el trámite y regresaron a Nuevo Laredo a culminar con el emplacamiento, pero el dinero de esa legalización no se quedará en nuestra ciudad, sino que terminará beneficiando a otros ayuntamientos.

Para comprender las jurisdicciones en este tema, hay que comenzar por establecer que el programa de legalización de autos a bajo costo -por tiempo limitado- fue propuesta y anunciada por el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, así que en primera instancia se trata de iniciativa y competencia federal, pues el Registro Público Vehicular es de ese nivel de gobierno, pero a la hora de implementarlo en cada municipio están de por medio los Repuve estatales, y es justo ahí donde se generó el retraso.

Fue tan descarado ese retraso intencionado que el actual Ayuntamiento decidió hablar directamente a la Federación y fue ahí donde se acordó un lugar e incluso capacitar personal y toda la logística necesaria para que comenzara a operar tentativamente entre el 8 y 9 de agosto, pero tanto fue el enojo del Estado de que los iban a hacer quedar como tontos -otra vez- que improvisadamente decidieron adelantarse.

Una vez más el Estado ni picha, ni cacha, ni deja batear, pues en verdad fue culpa de ellos que en Nuevo Laredo no comenzara a tiempo este programa a pesar del beneficio colectivo, pues además de generar recursos, es accesible para que muchos ciudadanos puedan tener un vehículo legal y con esto también reducir la cantidad de vehículos sin placa que circulan y de los cuales a la hora de los accidentes no hay registros para responsabilizar a alguien.

Otras Noticias