El Mañana

sábado, 24 de agosto de 2019

Mauricio Belloc
Con el Mazo Dando Mauricio Belloc

Avengers y los Tecos

4 abril, 2019

Así como se formaron para comprar los boles para la peli de Avenger Endgame o para el primer juego de Los Guajos en el parque La Junta, así quisiéramos verlos este 2 de junio para votar en las elecciones a diputeros rancheros. Otro gallo nos cantaría y no nos andaría cargando el payaso, si tuviéramos tal enjundia para decidir a nuestros legisladores, esos que deben ser auténticos fiscalizadores de la lana del pueblo, esos que deben de meter al bote a los bandidos del gobierno.

VENGANZA LA NUESTRA

Si no nos sorbieran el seso tan fácil, todo esto sería diferente, tendríamos gobernantes y legisladores más temerosos por la reacción de un pueblo al pendiente de su erario y de las acciones que deben tomar esos gachos a quienes empleamos para que trabajen por el bien del pueblo. No que preferimos matarnos por una inche película flatulenta, en la cual todos ya sabemos que los héroes siempre ganan. Nos distrae cualquier babosada, mientras nuestros gobernantes se vuelven los ganones de la ranchería, pero con toda nuestra lana.

PAN Y CIRCO

¿Por qué este bato renovaría de Pe a Pa el parque La Junta y justito después de haberle metido otros tantos millones de pesos a ese elefante blanco llamado “Estadio de la Ciudad Deportiva Nuevo Laredo” (eso monumento a la nada que queda anca la jefita de Tarzan)? Pues claro, para darle más pan y circo al pobre pueblo amolado, la cosa es distraerlo, embrutecerlo o tratar de obnubilarlo. Pobrecitos de nosotros, tan felices con una película pedorra y con un equipo tercermundista y para acabarla de joder, ¡solamente prestado!, mientras que el bato se Evenfla 3 mil millones de pesos cada año, en los tres últimos.

QUE LES APROVECHE

En verdad, queremos que todos disfruten la película de Avengers de Marvel, lo mismo que cada uno de los juegos de Los Tecos, pero también deseamos que le pongan más ganas a las cosas que realmente importan en este pueblo.

Que despierte nuestra gente y que exija. Nos están viendo la cara y ¿Qué hacemos? Pues nada, que ponemos la otra mejilla, o mejor dicho, les arrimamos la otra nylon. Hay Dios ¡Mis hijos! Diría La Llorona.

JUEZ VIOLETERO

En El Salvador van a enjuiciar de nuevo a un juez violetero, el bato violó a otro hombre después de empedarlo. O sea, primero lo puso jumento y luego lo colocó como chivito en precipicio. Y hablando de poner y colocar, al final se la puso o colocó, allá merito, donde ustedes ya sábanas. Y resulta que otro juzgador ya lo había absuelto, pero alguien se quejó y ¡bolas don Cuco! Que le dan pa´trás los fielders. Lo van a volver enjuiciar. Y ya nos podemos imaginar que es lo que le va a pasar en chirona a este juez, quien en su historial de autoridad judicial tuvo que haber mandado al fresco bote a muchos bandidos cabezones. Así que ojo por ojo, diente por diente.

TOMMY DOS AÑOS

Hablando de pillos y de cárceles, Tommy Yarrington, está por cumplir dos añitos en “La Pinta” (así llaman los malandros pochos o chicanos al tambo). Fue un 9 de abril de 2017, cuando al mata…morense le echaron el guante nada menos que en la ciudad considerada como la más hermosa del mundo, o sea, Florencia, Italia. Chulada de maíz prieto el nuestro. Canijo desgraciado, así que podrán pasar dos y dos más y otros dos y échale dos más (parecemos merolicos de feria) y al final, el sanababiche desgraciado este, nunca acabalará de pagar con encierro, todo el mal que le hizo a Tamaulipas y a los tamaulipecos.

GENE AHÍ LA LLEVA

Y otra rémora desgraciada, Eugenio Hernández Flores, sigue pataleando para que no se lo lleven a El Gabacho. Hay que recordar que este malandro de pacotilla, fue apañado el 6 de octubre de 2017, casi año y medio lleva entabicado. Otro que nos dejó en canicas, nunca hizo nada y sí se embolso toda la lana del estado y la de los pueblos, por ejemplo en Nuevo Laredo, así nada más, bajita la mano se jodido el Fideicomiso Puente Tres y el presupuesto de cada año de la Comapa. La ciudad está del nabo, gracias a él.

A LOS CINCO

Mejor dicho, gracias a ellos dos (Tomás y Eugenio), o quizá a los cuatro (Manuel Cavazos y Egidio Torre, también). Pero si nos apuran mucho, pues lo fregado de nuestro estado, es debido a los cinco (con El Chompiras de centro delantero o bateador designado). O sea, que en Tamaulipas estamos jodidos, con cinco goberladrones que nos han dejado en la vil chilla.

Bueno mucho habría de hacer el gobierno (el de Estados Unidos, no vayan ustedes a creer que uno de acá de este lado) por ayudarnos y hacernos justicia a los tamaulipecos, encerrando a tanta lacra, a tanto lastre, a tanto pillastre.