El Mañana

lunes, 19 de agosto de 2019

Israel Cruz Delgado
Finanzas a prueba de caos Israel Cruz Delgado

¿Cómo me afecta el alza del interés bancario?

25 mayo, 2019

¡Saludos! Estimado lector es un gusto poder estar contigo el día de hoy. Te agradezco el tiempo invertido en la lectura de esta columna. Hoy quiero compartir contigo un tema importante y que nos afecta de una forma importante en nuestras finanzas personales para mal y para bien. Antes reitero la invitación a que nos sigas en nuestra página de Facebook Finanzas a Prueba de Caos y nos envíes un inbox, queremos saber de ti, y por qué no… apoyarte para que tu familia, amigos, empleados, congregación, estén preparados con las herramientas necesarias para blindar sus finanzas.

¡Prepara tu café!, y comencemos…

En días pasados en muchos medios a nivel nacional, se publicó que El Banco de México (Banxico) subió la taza de interés de referencia a un 8.25 %, sin embargo, muchas personas aún desconocen cuál es el efecto que tendrá en sus finanzas personales y tal vez algún osado piense que tal vez que “esos cambios no me afectarán” … lamento decirte querido lector que las cosas no son así. Es por ello por lo que hoy quiero compartir contigo puntos importantes que debes de sobre cómo sí te afectará y porqué debemos estar preparados para este y los próximos cambios futuros sobre el interés bancario, pero primero debemos de conocer algunos conceptos básicos, existen muchos más conceptos, pero para efecto que entendamos lo básico, sólo analizaremos algunos.

¿Qué es la tasa de interés?

Las tasas de interés son conocidas como el costo del dinero, es decir, la cantidad que deberá pagar por el uso de dinero en un plazo determinado. Si una persona pide un crédito a un banco, la tasa de interés representa el costo por el monto prestado por dicha institución.

¿Tipos de tasa de interés?

• Tasa de interés activa: tasas cobradas por las entidades financieras a sus clientes, es decir lo que tú liquidas por el uso del dinero, cuando solicitas un préstamo, crédito, etc.

• Tasa de interés pasiva: la que paga una institución bancaria a quien deposita dinero en ella, es decir, lo que el banco o institución te paga a ti cuando contratas una cuenta de ahorro, pagarés, fondos, etc.

Ahora bien, dependiendo cómo se comporte la tasa a lo largo del crédito, se clasifican así:

• Tasa fija. La que se pacta al inicio del crédito en un porcentaje constante y se aplica de forma regular durante el plazo del crédito. No se modificará en tanto el crédito esté vigente.

• Esto aplica tanto para el interés que pagarás en tu préstamo o crédito, así como el interés que te paguen en algún pagaré o fondo de inversión.

• Tasa variable. Se modifica o varía de acuerdo con las condiciones del mercado. Si son favorables, tiene una tendencia a la baja, lo que implicaría que los intereses serían cada vez menores; si son adversas, las tasas tienden a subir, por lo que el pago de un crédito también se incrementaría. Aplica la misma situación que tasa fija, en tu crédito o inversión.

• Tasa revisable o ajustable. Ésta se compara cada determinado periodo con la tasa base de referencia; en México es la Tasa de Interés Interbancaria de Equilibrio (TIIE), y si hay variación se ajusta y se aplica la nueva tasa resultante. Ésta se utiliza principalmente en los créditos a largo plazo.

¿Qué es el CAT y en qué me afecta para mi préstamo o crédito?

De acuerdo con el Banco de México, el Costo Anual Total (CAT) es un indicador que sirve para calcular el costo total del financiamiento de un crédito, es decir, es una medida porcentual que integra no sólo la tasa de interés sino todos los elementos que al final tendrás que pagar tales como la cuota anual, comisiones de apertura, primas de seguros, etc.

“Por lo general, entre más bajo es el CAT, menos costoso es el crédito”.

¿Cómo me afecta el alza al interés bancario?

1. Los cambios que realice Banxico a la tasa de interés afectan directamente al costo de los productos financieros, entre ellos las tarjetas de crédito, préstamos personales, créditos hipotecarios, automotrices, de nómina, etc., por lo que debes analiza y piensa lo que te conviene.

2. Si tienes créditos a una tasa variable éste se encarecerá, es decir pagarás más intereses. Recuerda que no es tasa fija.

3. El alza de interés no sólo afecta las tarjetas de crédito tradicionales, sino también las departamentales.

4. Si tenías proyectado sacar un préstamo, es necesario que antes evalúes tus finanzas, y para ello definitivamente tienes que realizar un plan financiero. ¿Tendrás la capacidad para pagar ese préstamo?

5. Tienes que estar consciente de la capacidad de pago REAL que tienes, no la que te imaginas que podrás tener si, te llega el bono, cobras la tanda (no recomiendo las tandas. ¿Por qué voy a poner mi patrimonio en manos de un tercero que no te garantiza nada?), le pides prestado a la familia, si vendes tu casa y terminas de pagar el préstamo … y una serie de promesas de esperanza financiera que nos hacemos normalmente y de manera inocente. Querido lector no es bueno hacer planes sobre “ganancias futuras” y sobre todo sin fundamento real. ¿Quién te garantiza que te llegará ese dinero extra, que la tanda sí te la pagarán, que la casa sí la venderás? Es por ello por lo que debes medir tu capacidad real de pago, es decir proyectar el pago del préstamo con lo que puedes pagar ahora.

6. Si estás pagando un crédito actualmente a una tasa variable tus mensualidades subirán, no siendo así si cuentas con un crédito a tasa fija.

7. Si tienes una deuda a meses sin intereses, en primera instancia no te afectará, siempre y cuando no te atrases en ninguno de tus pagos, o en definitiva seas “totalero” es decir compres a crédito, pero pagues el total de tu adeudo antes que se generen intereses.

8. Si tienes ya contratado un crédito hipotecario o automotriz a tasa fija esto no te afectará, pero, si tu crédito es tasa variable es mejor que busques uno que sea a tasa fija.

9. Si apenas vas a contratar un crédito hipotecario, analiza pedir una cantidad menor de préstamo a lo que tenías pensado, ya que la mensualidad será más alta porque el interés será más alto. Recuerda: tienes que ubicarte en tu capacidad de pago real.

Lo que debes de aprovechar:

Si eres ahorrador el alza de interés nos conviene porque nuestros ahorros y algunas inversiones como los CETES crecerán, es decir ahora te pagarán más interés por el capital invertido, pues generarán mayores rendimientos, así también algunos otros tipos de inversiones, ahora es el tiempo de ir y buscar donde nos paguen más por el dinero que ahorramos. Investiga en los distintos bancos o instituciones e invierte, es mejor que te paguen interés a que tú lo pagues.

Es momento de que ahorres, inviertas hagas crecer tu fondo de emergencia y financies tú mismo tus propios proyectos.

No olvides lo que dicen las Escrituras respecto a qué somos si debemos dinero: “Así como el rico gobierna al pobre, el que pide prestado es sirviente del que presta”. Proverbios 22:7 (NTV). Cada vez saldrá más caro ser esclavo… Así que debes de poner en claro si comprar por comprar te conviene, la Palabra de Dios nos advierte: “Más vale tener poco, con el temor del SEÑOR, que tener grandes tesoros y vivir llenos de angustia”. Proverbios 15:16 (NTV).

¿Qué esperas para prepararte? Si quieres incrementar la productividad en tu empresa, al dar las herramientas necesarias a tus empleados para manejar bien su dinero, o quieres bendecir a tu congregación o grupo de amigos o familia mostrándoles cómo salir de deudas, aprender a invertir y cómo hacer su presupuesto familiar o personal, estamos a tus órdenes, tenemos temas muy importantes en modalidad de conferencias, talleres y seminarios.

¡Hasta pronto!

* Instructor Financiero – Cultura Financiera @finanzasapruebadecaos

email: educacionfinanciera.in@gmail.com

Instagram: finanzasapruebadecaos