El Mañana de Nuevo Laredo

Dr. Carlos E. Z. Cabeza Reséndez

Opinión

Dr. Carlos E. Z. Cabeza Reséndez

5 enero, 2021

Creciente apoyo del pueblo a MORENA en 2021



El 71% de la población apoya que el presidente Andrés Manuel López Obrador continúe gobernando. Ya que él mismo ha propuesto que el pueblo evalúe su gestión y sea a la vez el pueblo el que determine mediante una consulta popular si sigue gobernando. Es decir, de lo anterior se deduce e infiere que la población en amplia mayoría desea que la cuarte transformación se siga llevando a cabo.

Si bien el Presidente pretendía que se hiciera en estas próximas elecciones, el Poder Legislativo determinó que sea hasta el primer trimestre del 2022.
Mientras el apoyo al Presidente por parte del pueblo es notablemente mayoritario, las encuestas por doquier señalan un previsible triunfo arrasador de MORENA en las ya muy próximas elecciones del 2021. Tan es así que aún los medios de comunicación masiva más radicalmente opuestos a la Cuarta Transformación reconocen que de acuerdo con la totalidad de las encuestas, la preferencia electoral a lo largo y ancho del país es abrumadora, al grado que mencionan que MORENA arrasará. E incluso se da el caso que las diez principales casas encuestadoras y los principales medios de comunicación masiva le determinan una muy amplia aceptación de hasta el 62%.

Esto, sin lugar a duda, resulta muy significativo pues evidencia la población aprueba el desempeño y los resultados de la administración vigente. Es decir, valida el esfuerzo del gobierno federal por lograr un cambio verdadero mediante el hacer realidad la cuarta transformación de la vida pública de México. Y este reconocimiento del pueblo de México, conlleva un apoyo total al partido MORENA.

A nivel gobernador, Morena tiene una ventaja amplia en Baja California, donde retendría la gubernatura; en Campeche, Colima, Guerrero, San Luis Potosí, Sinaloa, Tlaxcala y Zacatecas, en donde quitaría al PRI del gobierno; y también en Nayarit, quitando a la alianza PAN-PRD, así como en Michoacán, en donde perdería el gobierno el PRD. El escenario optimista para Morena es ganar 14 de las 15 gubernaturas en juego y su escenario “pesimista” es ganar “sólo” diez.

El gran perdedor de las elecciones de este año será el PRI, que en el escenario más optimista perdería siete gobiernos estatales y en el más pesimista, ocho. El PAN ganaría tres estados en el escenario más optimista y sólo uno en el panorama más pesimista.

Aunque es temprano en el proceso electoral ya que faltan varios meses para que comiencen formalmente las campañas. y en diversas entidades la selección de candidatos aún está en proceso, ya la tendencia se ve muy clara y por lo tanto irreversible, pues aún en el caso que hubiera sucesos inesperados el pueblo de México ha decidido que quiere y exige un cambio verdadero. Y por lo tanto es de esperarse que el dominio de Morena se va a reforzar de aquí al día de las elecciones a lo largo y ancho del país.

La verdad es que ante el asombro de los conservadores que pregonaban el fracaso de la Cuarta Transformación de la vida pública de México, el pueblo ha entendido muy bien la necesidad de un cambio verdadero, donde se acabe con los dispendios y la corrupción, así como con la desigualdad de oportunidades. Existe una creciente mayoría que busca y no descansará hasta lograr cambiar el sistema y permitir mejores niveles de vida, acceso a la justicia, combate a la corrupción y mayores oportunidades para los ignorados por mucho tiempo.

Por otro lado, en realidad lo que se tiene es una oposición moralmente derrotada y una clase política opositora totalmente desprestigiada en lo que se refiere al repudiado tumor, al que la población en pleno piensa que hay que extirpar.

Adicionalmente debe tomarse en cuenta es la ausencia de contrincantes de calidad, pues los candidatos de los otros partidos por lo general ya tuvieron oportunidades y en realidad a los ojos de los votantes sólo se enriquecieron y abusaron del poder. Y aparte carecen de propuesta ante las nefastas consecuencias de los gobiernos a los que ellas y ellos participaron. Donde ellos mismo han sido cómplices de la corrupción y colucion, así como de la desigualdad de oportunidades y el gobernar para beneficio de unos cuantos en vez de ver por el total de la población.

Es innegable que al pueblo sabio le queda muy claro que lo que es al tumor ya se le dio oportunidad e incluso sin dársela se la robó con mil y un triquiñuelas y prácticas de fraude electoral. No sólo le robaron sistemáticamente el pueblo su futuro y pretendieron robarle hasta la dignidad, sino también su derecho a decidir, democráticamente, qué tipo de gobierno desea.

Ya que por generaciones la mafia del poder, es decir los delincuentes de cuello blanco en completa y descarada complicidad y colución con los gobernantes de tercer mundo, rateros y corruptos a más no poder, explotaron al pueblo inmisericordemente. Pero hoy el pueblo le da un revés de tal magnitud a los traficantes de influencias y los gobernantes corruptos derivados del viejo régimen de falsedades y simulación, que lo deja tirado en el basurero de la historia.

Bien dice el presidente Andrés López Obrador que pobre tonto aquel que piensa que el pueblo es tonto. Hoy la inmensa mayoría de las y los mexicanos estamos harto de que un grupito falaz y rapaz nos robe el futuro, nos robe vuestros anhelos. Y estamos hartos de que sólo un grupito tenga la oportunidades, de que, por no molestar en su zona de confort a delincuentes de cuello, traficantes de influencias y grupos de intereses especiales ajenos a la ciudadanía, los funcionarios desaprovechan nichos de oportunidad.

Y aprovechan otros, pero sólo para beneficio de unos cuantos, entre los cuales están los políticos corruptos que incluso fuero apoyados para llegar por estos grupos de interés especiales. Esto ha sido históricamente la regla a seguir en nuestro país.

Nada más que hoy el pueblo se organiza y exige un cambio, pues ya los niveles de corrupción y de acaparamiento de riqueza por unos cuantos es insostenible ante una gran mayoría que no encuentra oportunidades y que ve desvanecerse lo que un día soñó, mientras sobrevive cada vez más precariamente.

Adicionalmente al evaluar a los candidatos que están postulando las fuerzas políticas opositoras, se puede llegar a la conclusión de que, con esos rivales, es muy difícil que el partido de López Obrador pierda la partida. Hasta ahora, el proceso de selección de los candidatos a las gobernaturas en MORENA no ha generado el nivel de enojo que algunos esperaban entre los perdedores. Hay tensiones y fricciones en algunos estados, pero no ha pasado a mayores.

Un escenario al que algunos apostaban era que lo sucedido en la disputa por la presidencia nacional de MORENA en los meses pasados se repitiera muchas veces en la contienda por la elección de candidatos, lo cual de modo natural debilitaría a morena. No ha ocurrido. Y en el ámbito internacional el buen desempeño de la 4T evidencia por la muy positiva valoración internacional del actual, tal como lo expresa una encuesta elaborada por la empresa estadounidense Morning Consult, él es el segundo mandatario mejor evaluado por la población entre un listado de distintos líderes de gobierno en el mundo.

En la lista, explicó la encuestadora, midió la aprobación de los líderes de gobierno de países como Australia, Brasil, Canadá, Francia, Alemania, India, Italia, Japón, Corea del Sur, España, Reino Unido, Estados Unidos y México, siendo el mexicano el segundo lugar luego del Primer Ministro de la India, Narendra Modi. En la comparación, estuvo mejor evaluado que Angela Merkel, de Alemania, Justin Trudeau, de Canadá o Pedro Sánchez, de España.
Como se puede ver, todo cuadra para que Morena salga avante en estas próximas elecciones 2021.

Más opiniones de
Dr. Carlos E. Z. Cabeza Reséndez