El Mañana

domingo, 25 de agosto de 2019

Mauricio Belloc
Con el Mazo Dando Mauricio Belloc

El terror galopante

26 julio, 2019

Todo mundo haciendose wey, volteando para otro lado, ni se diga la autoridad, cuando los empresarios dicen que faltan albañiles, chalanes, medias cucharas, maistros y demás racita de la construcción; o que no hay choferoces para los camiones de carga; que falta “carnita de maquila” para las negreras fábricas; que necesitan más de los desgraciados asesinos que manejen los armatostes urbanos de pasajeros; o que no hay racita que acomode latas y paquetes en los estantes de las tiendotas departamentales y las abarroteras grandotas.

NO HAY VUELTA DE HOJA
Toda esa carencia de mano de obra, se debe a una serie de factores, que incluso se conjugan o se refuerzan unos con otros, los empresarios, los gobernantes y todo mundo lo sabemos, pero quien debe hacer algo, simplemente se hace bien tontejo. Hay carencia de gente para trabajar por; 1) Nadie quiere venir a Nuevo Laredo o se está yendo, víctima del terror que aquí se vive, lo dicen las encuestas, donde 8 de cada 10 tiene pavor; 2) Todos los patrones, sin excepción, pagan unos sueldos de hambre, el jale es muy matadito y la paga, es con canicas o con frijolitos.

NO SE HAGAN PATOS
Y no va a haber manita de obra, mucho menos de la “bara bara” (esa que tanto gusta a los empleadores negreros), hasta que haya garantías, regresará la demanda laboral, la raza que busca chamba, pero cuando el obrero sepa que después de partirse la madre todos los días, al cabo de la semana o la quincena camellada, no lo va a estar esperando el caco de su barrio, para darle baje gacho, aplicándole el dos de bastos con toda la raya. No hay loco que coma lumbre.

1 DE CADA 4
En Nuevo Laredo, lo dice la última encuesta y estudio, uno de cada cuatro ha sufrido el rigor de Los Chicos Malos De Rico McPato. Entonces todo mundo se quiere pelar, algunos han sufrido un apañe más de una vez y eso ya está bien cañón, es inaguantable, más cuando se trata de los chamacos de uno.

APLICACIÓN DE VIEJITOS
La aplicación de Facebook en la que uno se toma una foto y sale como persona de la tercera edad, sí que le saca un Pedro cuadrado a cualquiera. Y nos pone a pensar un buen rato, al vernos tan jodidos y betabeles, algunos decimos; “Ya quisiera llegar a esa edad que se ve en la foto del Feis, se me hace que no la libro”. Pero ya pensándola, sí que nos parecemos a nuestros jefes y abues, en tal chimistreta. Maldita aplicación hasta parece una brujería, algo del condenado chamuco.

TANTEANDOLE EL AGUA
Así que ya sábanas estimados lectores, si ustedes hicieron esa jugarreta de tomarse la foto para ver cómo saldrían de vejestorios, lo que han visto les ha gritado el mensaje de que le vayan calculando el H20 a los dulces tubérculos poblanos. Que se la lleven calmado y que se conserven lo mejor posible. Además la foto en Facebook, no les dijo de los dolores y los achaques que padecerán cuando estén como se vean en tal picchur.

SCAR EN REY LEÓN
Neta que nos vimos en esa chismistreta y ahora que nos chutamos la nueva versión de la peli de El Rey León, nos identificamos con Scar, el hermano hojaldre de Mufasa, nos vimos muy cateados, bien raspas, carrascalosos, jetudos, narizones y orejones, con más pujos que nada. Ya no volví a ver mi foto en Facebook, chi mai, me dio mello.

VÁMONOS PARA MONTERREY
Que solo en el rumbo de la central de autobuses en Monterrey, hay 25 sitios de dizque masajes quiroprácticos, quesque manejados por profesionales de la salud. Pero la verdad es que tales sitios, son unos pulgueros descarados, de esos en donde lo más importante son los cinco minutos de “final feliz”. O sea, se trata de puro picadero desgraciado. ¡Chin! y yo que ando por acá, en realidad tenía ganas de una buena soba, pero algo decente.

AHÍ PA´LOTRA
Me arrimé a ver en cuánto andaba el chistecito de un buen masaje que me deshiciera las bolas (las que te causa el estrés, no las otras), pero lo único que vimos fue a pura chica de lunar coqueto junto a la boca, chicle bomba, falda de canutillo, top de lentejuela, media de cuadrícula negra, zapato de tacón dorado y bolsa de Shakira. “Pásele mi chavo, ¿de cuál va a querer, no se olvide de su Happy End, de donde nos visita?”.

¿CON QUÉ OBJETO?
Pa´tras los fielders, en serio que se me arrugó el apellido, yo que iba en buen plan, hasta vi un anuncio-poster con enfermeras y batos vestidos como doctores, dije aquí mero. ¡Oh sorpresa! mejor me aguanto y voy con los chinos del mol del norti, esos batos ya se que cobran 20 dólarucos por 20 minutos y manque te dejan peor de como entraste, al menos no te andan con finales agradecidos de relajación total. Además están bien feos y nosotros no le hacemos a la carne de puerco.