El Mañana

lunes, 16 de diciembre de 2019

Mauricio Belloc
Con el Mazo Dando Mauricio Belloc

Estamos jodidos cuando…

27 abril, 2019

…El 40 por ciento ¡o más! de lo que se merca, se trafica, se trajina y se fajina en este rancho, se hace en la inche informalidad. Sí, el comercio organizado en Nuevo Laredo, está cada vez más canteado a la malagueña, porque el gobierno local, y el estatal, no han procurado otra cosa, así de simple, así de sencillo. Así que lo que se comercia en el ejido, no tiene factura, es checoslovaco, el SAT ni se las huele, todo se hace por debajo de la mesa. El mercado, lo que es la compra-venta de cosas, es al más puro estilo de Bronco, o sea; “que no quede huella, que no y que no”. Las transas y los trafiques no pagan impuestos y por ende, no se garantiza ni mother, ni siquiera el empleo de la raza.

JODIDOS TODOS

Y el usuario, pues ese se queda en ascuas, ya que casi la mitad de toda actividad comercial está iguanas mariguanas, el consumidor final se la tendrá que rifar a lo que salga, se la tiene que persignar a la buena de Dios, pues los productos que compra, si les llegan a salir malos, entonces ya se la pellizcaron, se quedan con la perdida de comprar cosas no garantizadas. Y lo peor de todo esto, es que ya pronto se alcanzará el 50 y 50, donde la mitad de lo que se hace, compra, vende o realiza, es algo derecho y la otra mitad, es checoslovaca.

NI SALARIOS, NI PRESTACIONES

Lo peor de nuestro cada vez más creciente comercio informal, es que los empleos también lo son, nuestra racita camellera carece de INFONA, IMSS, se la vive sin derechos, ni prestaciones, no tiene ni para curarse un mal, ni para entracalarse con una casa, ni para acabalar el pipirín diario de sus polluelos. Y aunado a que ganan una madre, se trata de un subempleo galopante, que está creciendo cada día. Y que por supuesto, no es nada seguro.

AHÍ LA LLEVAMOS

Y así, pues simplemente no se puede. ¿Quién va a poder pagar una manutención familiar, pero una que sea como Dios manda? Como darles una buena educación a nuestros engendros, si la educación pública está el nabo, sin pies, ni cabeza, pero no podemos pagar un “cole” para los chamacos. Y ni hablar de acabalar pa´la renta de una casa (ni pensar de hacerse de una, ¡y menos sin ser derechohabientes del Infonavit!) La informalidad sigue ganando terreno.

CON ESTOS GOBIERNOS

Nadie saldrá adelante así, más que con chuecuras. Solo el más vivo, el que haga más transas el que burle mejor al gobierno con lo de los impuestos evadidos y el responsabilizarse, eso es a lo que orillan estos gobierno locales, ni siquiera ellos se pueden hacer de dinero en impuestos porque los tacos, las garnachas y las flautas, se pueden burlar, las pulga, tianguis y los “milusos”, también burlan el fisco, local, estatal y federal.

Y ALIENTAN LO MALO

El propio gobierno alimenta la cultura de lo incorrecto, encamina a nuestra gente a que adopte la educación de la trampa. Vemos gobiernos, como el municipal de Vicky City que va a abrir 16 pulgas o tianguis para la gente de allá, misma que se está muriendo de hambre. Acá abren un “pulgón” en Los Rieles y le echan todos lo kilos para que dizque prospere. En lugar de desgarrarse el alma y las vestiduras por atraer industria nacional o extranjera, pero de esas de las que en verdad valen la pena (¡ojo! Por favor no confundir con los negreros de la maquila, los hambreadores de siempre).

LO HACEN ADREDE

La cosa es tener a nuestra “pipol” bastante amolada, bien bocabajeada, dizque medio viviendo, pasando el día a como puedan, nunca dejando de comerse las uñas y jalándose los pelos, de qué van a comer mañana, de cómo le van a hacer el día siguiente. Nuevo Laredo, como vil ejemplo irrefutable, tiene décadas de no generar fuentes de empleo, de los buenos, de atraer empresas grandes y pagadoras (como las grandes fábricas que vemos cundo vamos por Monterrey, Saltillo, San Luis, Querétaro y otros ranchos grandes). Aquí solo hay carnita de maquila ¡y de la peor!

ALAS Y PIZZAS

Jodidamente surge un restaurante de alitas hediondas y otro de pizzas baratonas, un nuevo centro de chupe y destrampe. Eso es lo más formal de los negocios que se abren en el rancho. Párenle de contar. El gobierno con su pasividad, obliga a que nuestra raza ponga su tenderete de garras afuera de sus chantes. O que salgan a vender productos de Avon, Jafra, Herbalife, Tupper o cualquier otra hierba, cachivache o babosada.

¡VAMOS CON MADRE!

Como los lanzamientos de beis, el proceder de nuestra gente es casi siempre con curva, nada de recta, no hay tiro derecho, solo sesgado. Nuestra gente esta cansada de andar camellando en la oscuridad, todo mundo quisiera un buen empleo, derecho, honrado, decente, “pagano”. Ya no es vida para nuestra gente el vivir en la informalidad, el tener que andar de orejanos, a la buena de Dios. Realmente otro gallo nos fantaría, si tuviéramos otros gobiernos, burricipal y estatal.