El Mañana de Nuevo Laredo

Luis Pérez-Benítez

En directo

Luis Pérez-Benítez

2 junio, 2020

Junio, mes importante para el Brexit



¿Qué es el Brexit? Brexit es una abreviatura de las palabras inglesas Britain (Gran Bretaña) y exit (salida) y es el término acuñado para referirse a la salida de Reino Unido de la Unión Europea (UE). El 1 de enero de 1973, Reino Unido se sumó al bloque continental actualmente conformado por 28 países, pero en junio de 2016, los británicos decidieron abandonar la UE y poner fin a una relación de más de cuatro décadas. La celebración de un referendo para decidir si Reino Unido debía continuar o no en la UE fue una de las promesas de campaña con las que el entonces primer ministro David Cameron logró la reelección en 2015. Y en la votación que tuvo lugar el 23 de junio de 2016, un 48 por ciento de los británicos votó a favor de quedarse en el bloque, pero un 52 por ciento se pronunció a favor de abandonar la UE, es decir por un margen cerradísimo. De esta manera el 20 de enero del 2020, se aprueba la normatividad de la salida de la Unión Europea y se fija un periodo de transición que finalizaría el 31 de diciembre del 2020, pudiendo acordarse la extensión del periodo de transición, a más tardar el 30 de junio del presente año.

Y es que los británicos pensaban que la pertenencia a la Unión Europea implicaba la aceptación de cuatro libertades fundamentales, a saber, la libre circulación de trabajadores, de mercancías, de servicios y de capitales. De acuerdo con la fuente consultada de BBC News, el principal argumento de los británicos que votaron en la campaña a favor de la salida, fue que con el Brexit los británicos iban a recuperar el control sobre sus asuntos internos y concretamente sobre sus fronteras, lo que permitiría un mejor control de la migración que cada día iba en aumento y que hasta la fecha aqueja al país.

La salida de Reino Unido de la Unión Europea, implica entre otras cosas que en primer lugar, los británicos ya no estarán representados en las diversas instituciones europeas; en segundo lugar, que comenzó un periodo de transición clave para saber cómo será la futura relación entre británicos y europeos. De esta manera, durante el periodo de transición, Reino Unido seguirá acatando las normas de la UE y contribuyendo a su presupuesto, pues de hecho, permanece en la unión aduanera y en el mercado único, pero queda fuera de las instituciones políticas y del Parlamento.

Por cuanto al futuro de un acuerdo comercial del Reino Unido con la UE, se sabe que durante el periodo de transición, se trabajará para negociar un acuerdo comercial que al parecer es una de las cuestiones más urgentes que el gobierno británico post-Brexit debe resolver, puesto que el gobierno británico quiere que sus bienes y servicios tengan el mayor acceso posible al bloque europeo, pero deja claro que abandonará la unión aduanera y el mercado único, y que deberá poner fin a la jurisdicción general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE). La pregunta ahora es si este mes de junio, Reino Unido acordará una extensión del periodo de transición o no. Hasta pronto.

Más opiniones de
Luis Pérez-Benítez