El Mañana de Nuevo Laredo

Mauricio Belloc

Selva urbana

Mauricio Belloc

10 enero, 2021

Mátenme esta



Si de mañana lunes al viernes próximo -porque está previsto que así sea- la FGR solicita y obtiene de un juez federal la orden de aprehensión contra Francisco Javier García Cabeza de Vaca, el desgraciado*** Estado de Tamaulipas, podría tener al mismo tiempo, a tres gobernadores en prisión.
(*** Lo de “desgraciado” es únicamente por la serie de adversidades que sin merecerlo padece nuestra amada gente de esta región que dormita en la margen del río. Y lo del desagradable calificativo sólo tiene que ver con la desgracia…da y perra suerte de tener tanto pillo de cuello blanco***).
Ni en los más álgidos momentos independentistas o revolucionarios, en lo más crudo, convulso y violentos tiempos de “andar en la bola” se tuvo a tanto bandido grande en chirona, no de una misma región.
Si la siguiente semana le resulta “orden de cabrito” (de aprehensión) para el goberladrón cuerudo, con relación al caso de Emilito Lozoya, estaríamos haciendo historia en Tamaulipas, dentro de la historia política y gubernamental de México.
Muy negra, bastante negativa, pero al fin historia.
Ya que si la FGR le pudiese echar el guante (porque ese es otro boleto), nos resultaría a los tamaulipecos, tener el vergonzoso récord histórico nacional (y tal vez mundial) de tener a tres ejecutivos estatales, mascando barrote ¡al unísono!
Tomás Yarrington y Eugenio Hernández están bien guardados ahorita, “tirando tiempo”, justo “a la sombra”, así que si el “El Chómpiras” -un bandido que desde sus mocedades ya pintaba para mala cabeza- les hace tercio, nuestro Estado será merecedor de una visita y posterior registro en sus anales, de los inspectores de los Récords Mundiales de Guinness.
Tommy, Gene y Frank (esa tercia no la mata un póquer de Ases) enchiquerados al alimón.
Y serían cuatro bandidos si a Tamaulipas, la justicia nos hubiera hecho ídem, encerrando a “El Cara de Morsa Tabasqueña”, un pelado muy rata y más suertudo.
Sí, uno que tiene bigotes de barredora mecánica descompuesta, ese que hoy mora en grosera mansión de San Pedro Garza García, Nuevo León, erigida con hartos pesos y bonches de centavos, tamaulipecos.
Tres truhanes a la vez, tres tristes tigres tragaban trigo en un trigal.
Una tercia de granujas, cual equipo azteca de nado sincronizado, casi de la mano (pero cada quien en su respectiva ergástula).
Ni dónde meternos de la pena, quisiéramos ser avestruces para clavar la chompa en la tierra.
Pero si sucede el encierro del barbaján de Reynosa, entonces hay que aprovechar la sui generis situación y que alguien les mande un cable a los de Guinness.

SE CALIENTA EL ASUNTO
Así que si son peras o son manzanas, por mientras y por lo tanto, se vienen otras varias semanas de muchos dimes y diretes, por periodistas y medios de comunicación que como perros de rancho (los sueltan cuando hay broncas y los amarran cuando hay fiesta) serán lanzados por sus patrones (CSG, FCH, EPN,LVC, FJGCV, JAMK, RAC, ECA, FDS, SVC, JLLM,
DPG, EGZ, MBH y otros más) a tirarle con todo al gobierno federal.
Serán muchas tarascadas para AMLO, Morena y a lo que huela a la 4T, a la misma FGR y ni se diga a Alejandro Gertz Manero (¿Y los juzgadores que obsequian las órdenes de aprehensión, esos qué?).
Así que entre lunes 11 y viernes 16, se conocerán los nombres de los que tendrán que ir al fresco bote o que de perdido, con amparo bajo el sobaco, deberán acudir a tocar piano (ser fichados) en la Fiscalía o en un juzgado, por lo del caso de Emilio Lozoya hijo, “hijo de su tal por cual” (dirían los indiciados).
Esta siguiente semana los medios de comunicación estarán llenos de malos olores y peores palabras, las declaraciones que leamos y escuchemos, van a ser puras linduras, tanto que sonrojarán hasta el más grosero de los pescadores de Alvarado, Veracruz, o a los “macheteros” más albureros de los mercados La Merced, Jamaica, Sonora, Lagunilla, San Juan, La Viga, Tepito y Central de Abastos.
Y es que la prensa vendida saldrá a defender a un Salinas, a un Calderón, un Peña, un Cabeza, un Cordero, un Anaya, un Meade, un Videgaray, un Domínguez, un Lavalle, un Barbosa, un Penchyna y a toda una pléyade de hamponcísimos luceros, esos mismos que les chorrean lana, puesto que se las siguen embarrando, a los “monstruos” del periodismo y a las cadenas televisoras, radiales y periódicos nacionales.
La gente de la prensa nacional, tiene que salir a desquitar el chayote, el que recibieron en sexenios pasados y la embarrada que en la actualidad les siguen proporcionando.
Incluso también atacarán por gusto, en venganza de haber sido exhibidos con las cantidades que recibían, las empresas que tales periodistas hicieron, los negocios que fundaron, tanto con el dinero del erario, como a base de las influencias en aquellos gobiernos federales y estatales, del pasado y de los del presente.
Pero como en el tango, “fumando espero”, no adelantemos vísperas, mejor esperemos a que Gertz Manero la suelte toda (la culebrona telenovelesca, basada en el script de Emilito Lozoya).
Ojalá que Gertz solicite orden de aprehensión contra este cabezón con cuernos.
Feliz domingo para todos, y desde ahora, esperen lo peor en este asunto de Lozoya.

Más opiniones de
Mauricio Belloc

10 febrero, 2021

Evenflaron de lo lindo

8 febrero, 2021

Comisión de nada

6 febrero, 2021

Protectores de Mario Marín

5 febrero, 2021

Hasta los cuernos