El Mañana

domingo, 22 de septiembre de 2019

Armando Fuentes Aguirre
Mirador Armando Fuentes Aguirre

Mirador

22 junio, 2019

Para el escribidor la música más bella es la voz de la mujer amada.

Sigue después la música de la lluvia.

Y luego viene la que escribieron Mozart y todos los demás.

Ahora está lloviendo mansamente.

La tierra abre los brazos para recibir el don.

Lo agradecerá en los próximos días cubriéndose de hierba verde.

Los hombres deberíamos ser igual de agradecidos; después de todo estamos hechos con polvo de la tierra.

Yo agradezco el regalo de la lluvia.

Al oírla caer se reverdece el ser aridecido.

Tomo en el hueco de mi mano unas gotas del agua que del cielo llega. Es agua bendita.

Con ella se podría bautizar al mundo.

¡Hasta mañana!…