El Mañana de Nuevo Laredo

Los Redactores

Opinión

Los Redactores

28 junio, 2020

Ni factible ni prioritario



Ya lo dijeron los especialistas y la opinión pública: gastar en un complejo con un centro de convenciones, una alberca que parece no ser más grande que la Camécuaro y trasladar la infraestructura de un estadio de beisbol -que no es desmontable- simplemente no es prioritario, especialmente en temporada de pandemia y cuando existen tantas otras necesidades de infraestructura que los neolaredenses sí ven como prioritarios.

No lo decimos nosotros, sino que ha quedado de manifiesto en los comentarios de los ciudadanos en las publicaciones del bosquejo del proyecto que pretenden materializar junto al Centro Cultural, pues las reacciones son generalmente en contra, incluso hicimos un ejercicio en las redes sociales de El Mañana y el resultado es que el 70 por ciento de los participantes consideró que había otras prioridades mucho más urgentes.

En esto último los neolaredenses enumeraron una gran lista de problemáticas que consideraron prioritarias, muchas iban en el sentido de los baches y en general las malas condiciones de las calles de la ciudad, de las grandes necesidades en materia de infraestructura de salud ahora en tiempos de pandemia y tantas otras cosas que se han dejado de atender a pesar de que son cruciales.

El Consejo de Instituciones es un organismo que se compone de perfiles colegiados y especializados en diversas ramas, entre ellos arquitectos, ingenieros civiles y empresarios que recientemente estudiaron las obras prioritarias para la ciudad, enumeraron al menos siete y de esas el Municipio sólo había atendido una… y muy apenas.

En conclusión, tanto los especialistas como los ciudadanos en general consideran que hay otras prioridades para la ciudad en estos momentos.

Sobre la idea de mover la infraestructura del estadio de beisbol del complejo de la Nueva Ciudad Deportiva a los predios contiguos al Centro Cultural, buscamos la versión de Daniel Peña, quien presidía la administración que materializó el proyecto y nos dijo que para empezar, esas instalaciones no son desmontables -como asegura la actual administración- pues no se trata de un Lego que puedan desarmar y rearmar en otro punto a varios kilómetros de distancia y aunque así fuera, es una inversión perdida la que ya se hizo en aquel punto en donde se proyectaba el crecimiento de la ciudad y que hoy alberga populosas colonias como Villas de San Miguel.

Aunado a esto coincidió con la mayoría que es ajena al gobierno municipal, que no es prioritario en estos momentos; este concepto básicamente se repite entre los testimonios como un sentimiento en común entre los ciudadanos.

Más opiniones de
Los Redactores