El Mañana

lunes, 19 de agosto de 2019

Padre Leonardo López Guajardo
Compartiendo Opiniones Padre Leonardo López Guajardo

¿Para qué votar?

29 mayo, 2019

A pesar del empeño que han puesto todos los candidatos a un cargo de elección popular, son muchas las personas que ignoran que el próximo domingo es día de elecciones. Probablemente porque éstas no son tan llamativas como la de un presidente, un gobernador o un alcalde.

La gran mayoría de la gente desconoce la verdadera función de un diputado local (y federal), y es común que se le atribuyan responsabilidades propias de un presidente municipal, gobernador, y hasta la de un presidente de la República. Un diputado es un individuo que es designado a través de la elección que realiza el pueblo para convertirlo en su representante en una cámara legislativa.

El diputado, por lo tanto, integra la Cámara de Diputados, la Asamblea Legislativa.

En los estados que cuentan con dos cámaras legislativas (es decir, que son bicamerales), los diputados forman parte de la cámara baja, quedando para los senadores la denominada cámara alta.

La figura del diputado es muy importante en los regímenes democráticos. Se trata de los representantes de la comunidad, elegidos por el sufragio secreto y en libertad de las personas. Al ser elegidos y llegar a la cámara correspondiente, se espera que el diputado defienda los intereses de la gente que lo votó.

Sus funciones como ciudadanos locales son las siguientes:

a) Revisar, aprobar o impulsar leyes en su estado.

b) Reunirse en comisiones o en comités por lo menos una vez al año.

c) Presentar un informe anual sobre sus actividades ante las asambleas de distrito.

Como es fácil darse cuenta, sus actividades son poco llamativas, y, en ocasiones, hasta pueden pasar desapercibidas, ya que realizar obras sociales, obras públicas, poner en marcha programas específicos o dar dinero a la ciudadanía, no serán nunca sus funciones.

Por otro lado, tienen que luchar contra el desprestigio de un cargo sumamente desacreditado, por la conducta de algunos legisladores que los deshonra, no sólo como servidores públicos, sino como personas, provocando una desconfianza difícil de borrar en la memoria de los ciudadanos.

Por otro lado, es común que pocos recuerden el nombre de los ciudadanos diputados que los representan, y sus informes, aunque sean difundidos en las redes sociales. Y esto es debido a la indiferencia y en la falta de interés de un trabajo que, difícilmente, lo hará salir del anonimato del resto de los diputados.

Pero, el hecho de que para muchos de nosotros no sea conocida o valorada, no significa que sea un trabajo de poca importancia, y, aunque nos pueda parecer exagerado el hecho de que su trabajo sea importante para el bienestar del país, lo es, ya que, los alcaldes, gobernadores y presidentes pasan, las leyes continúan. El hecho de que estas evolucionen y sean mejores, es trabajo suyo.

Por eso, es importante votar por ellos, pero en ello, como siempre, usted tiene la última palabra. padreleonardo@hotmail.com

Compartiendo Opiniones Padre Leonardo López Guajardo

Patrick

Compartiendo Opiniones Padre Leonardo López Guajardo

5,000 pesos

Compartiendo Opiniones Padre Leonardo López Guajardo

2050

Compartiendo Opiniones Padre Leonardo López Guajardo

La soledad

Compartiendo Opiniones Padre Leonardo López Guajardo

La apuesta