El Mañana

sábado, 24 de agosto de 2019

Oscar Leal
Aventuras del Mantarraya Oscar Leal

Reproducción

11 abril, 2019

Aprovechando una tarde calurosa a favor de nuestro deporte favorito, para darle rienda suelta a la pesca recreativa tomamos como epicentro el camino que nos guía al rancho del amigo Ramón, éste cuenta con un par de presas donde cinco años atrás se le colocaron sólo cuatro lobinas de edad adulta, bien seleccionadas un par de hembras y un par de machos en cada una, eso fue suficiente para dejar buen pie de cría, en ambas presas, las cuales de inicio fueron creadas con la única finalidad de abastecer del vital liquido al ganado caprino.
Pero la pasión de la pesca recreativa incitó a invertir tiempo, dinero y esfuerzo para ayudar a esas lobinas a iniciar su reproducción, la cual gracias al PH balanceado de sus aguas y la gran diversidad de insectos que sirven de base alimenticia para los peces, en poco tiempo lograron adaptarse a su nuevo hábitat con mucha facilidad, al grado de lograr reproducirse brindando a los visitantes la oportunidad de pasar excelentes tardes pescando.
Gracias a la necesidad de contar con el vital líquido cerca de la casona y de alguna manera ir aprovechando las lluvias de la temporada pasada, se ha dado a la tarea de crear una presa justo a metros de la casa principal, después de invertir 25 horas de una pesada maquinaria en menos de una semana ha creado un bordo con suficiente profundidad, para almacenar hasta dos metros de caída profunda y así aprovechar el escurrimiento de los riachuelos naturales, que en cada temporada de lluvias crean las descargas pluviales alimentando directamente el vado, que conecta con el vaso central.
En dicha presa, conforme vamos obteniendo capturas de las presa más lejanas, aprovechamos para transportarlas y depositarlas en la de reciente creación, gracias a que logramos capturas un macho y una hembra, los cuales todavía se encontraban anidando y a tan sólo unos días del desove, logramos acelerar el proceso de reproducción al captar ya ahí manchas de alevines nuevos, merodeando la circunferencia de la presa nueva, anunciando la buena calidad de las aguas y la buena cepa de la especie al adaptarse a su nuevo entorno.
La siembra de algunos lirios acuáticos en la parte más profunda les proporcionan sombra y después de colocar media docena de troncos de mezquite dentro del agua, ayuda a que los peces utilicen la sombra y las ramas de los troncos como su escondite preferido, las estructuras rocosas del bordo también los ayuda a ocultarse de posibles predadores, con sólo dejar caer un señuelo en forma de lombriz de inmediato los peces salen a morderlo.
La claridad del agua nos permite una visibilidad impresionante al arrojar a la distancia nuestro señuelo sobre los lirios, aplicando un tirón ligero a la línea apenas el señuelo toca el agua “POOOMMM” peces que apenas rebasan los 500 gramos dejan ver su interés por el señuelo arrebatándoselo a mordidas, vaya espectáculo, apenas media hora invertida y los frutos suman más de una docena de interesantes enganches, para los que dependemos de estas descargas de adrenalina es fácil observar y aplaudir el esfuerzo invertido por su propietario Ramón, lograr la expansión de esta especie con escamas es digno de admiración.
Cuéntame tu historia,
tú ya conoces la mía.
viajesdepesca@hotmail.com