El Mañana de Nuevo Laredo

17 enero, 2021

Pepe Aguilar revela detalles de la muerte de su madre Flor Silvestre


FOTO: ESPECIAL


La cantante sufrió varios episodios de tifoidea que debilitaron su salud

Por Redacción


Compartir esta publicación

Pepe Aguilar y toda la Dinastía Aguilar vivió un momento muy fuerte y triste a fines de noviembre de 2020, debido a la muerte de la querida y respetada Guillermina Jiménez Chabolla, mejor conocida como Flor Silvestre.

La icónica cantante y actriz de la época de oro del cine mexicano, falleció a los 90 años de edad en su hogar en el rancho El Soyate, ubicado en el municipio de Villanueva, Zacatecas.

En su vlog en YouTube, Pepe Aguilar compartió con sus miles de seguidores todo lo que vivió durante el 2020, entre estos momentos, la muerte de su mamá Flor Silvestre.

NOTA RELACIONADA: Muere Flor Silvestre, madre de Pepe Aguilar a los 90 años

El papá de la cantante Ángela Aguilar contó que su progenitora padeció de tifoidea por tres ocasiones el año pasado: la primera ocasión en mayo, luego en octubre y por último en noviembre, unos días antes de fallecer.

La salud de la cantante Flor Silvestre, tras sufrir los estragos de la tifoidea en octubre del año pasado, quedó debilitada, pero según narró Pepe Aguilar, “ya estábamos acostumbrados a que salía de todas”.

El intérprete mencionó que años atrás a su madre le había extirpado medo pulmón debido a que sufrió cáncer: “salió perfecta en remisión hasta el día de su muerte. Tuvo cáncer también en el vaso y también se lo quitaron tres o cuatro años después de lo del cáncer de pulmón (…) también le dio un infarto hace tres años”, detalló.

“A la gente mayor le pasan cosas, así es, así viven. Se acomodan los medicamentos, la forma de vida, las indicaciones y siguen. Yo pensé que para mi madre sería lo mismo, se enfermó en mayo de tifoidea, otra vez en octubre muy grave y quedó muy débil.

En noviembre tras terminar las grabadiones del show “Mexicano hasta los huesos”, junto a sus hijos LEeonardo y Ángela, Pepe Aguilar y su familia viajaron a la Riviera en Nayarit tomando todas las precauciones. Estando en esas vacaciones, Flor Amargo volvió a enfermar de tifoidea.

“No estábamos preocupados porque ya la había podido librar en un par de ocasiones, ya sabíamos lo que teníamos qué hacer y no estábamos preocupados”.

En el último cuadro que Flor Amargo sufrió de esta enfermedad, la actriz comenzó a tener arritmia cardíaca. La preocupación llegó cuando ningún medicamento parecía funcionarle. No fue hasta que lograron controlar su arritmia que la familia descansó.

Un día antes de fallecer, Guillermina Jiménez Chabolla, fue trasladada a un hospital en la ciiudad de Zacatecas para realizarle una tomografía y revisar que sus pumlones estuvieran en buen estado, ya que tenía tos y flemas. El médico quería descartar que fuera algo más grave.

“Durante sus estudios salieron cosas ahí que no estaban relacionadas al corazón y que iban a tenerse que tratar, pero que no eran causantes del cuadro que estaba presentando en ese momento”, mencionó Pepe. Al terminar las pruebas, Flor regresó a su hogar en El Soyate.

“Al otro día en la mañana, como a las 10, recibimos una llamada de la enfermera y de la asistente de mi madre, que urgía que fiéramos a El Soyate y bueno, yo ya sabía lo que eso significaba”, narró el intérprete.

Pepe Aguilar dijo que tras recibir la lamada, hizo una meditación.


Compartir esta publicación

Flor Amargo pepe aguilar


Más noticias