El Mañana

martes, 22 de octubre de 2019

Laredo Texas 11 julio, 2019

Pide madre ayuda para encontrar a Myriam

Sandy Pineda, su afligida madre, pide a la comunidad cooperar con la Policía de Laredo, -teléfono número (956) 795-2800-, para dar con el paradero de su hija,

Sandy pineda La señora Sandy Pineda, dijo que su hija Myriam Camarillo, de 27 años, casi no conoce a gente en Laredo, un reducido grupo de amigos, llegó de California casi seis años, donde vivió toda su vida.

4200

Por Redacción

Myriam Camarillo, la chica desaparecida la madrugada del domingo al salir de un antro, es enfermera, trabaja en una clínica para niños especiales, tiene 27 años de edad, como a toda muchacha, le gusta divertirse, salir a bailar, tiene 6 años que llegó de California, donde vivió por más de 20, no conoce a mucha gente en Laredo, a nadie en lado mexicano, nunca ha ido Nuevo Laredo.

Sandy Pineda, su afligida madre, pide a la comunidad cooperar con la Policía de Laredo, -teléfono número (956) 795-2800-, para dar con el paradero de su hija, cuyo teléfono celular está apagado y por eso no se pudo comunicar con ella desde la mañana del domingo, que lo intentó.

Myriam Camarillo, enfermera, de 27 años de edad, tiene un tatuaje de calavera en la mano derecha y otro de mariposa en el hombro derecho, color rojo con negro, con calaveras en las alas.

“Es mi única hija y tres hermanitos más pequeños, nos venimos de California, hace como seis años, porque mi madre tenía cáncer y falleció hace tres, le ruego encarecidamente a la gente de Laredo que me ayude a encontrar a mi hija, que las personas hablen con la Policía y le den informes fieles, no queremos rumores, ni bromas, ni nada de mal gusto”, dijo la compungida madre, con la voz cortada y sin poder contener el llanto.

Myriam salió la madrugada del domingo de un bar, en la cuadra 13 de calle Iturbide, había acudido en Lyft desde otro antro en el norte, estaba algo tomada y llorando constantemente por el segundo aniversario de la pérdida de un amigo suyo, estaba sentada afuera del bar.

Myriam Camarillo, enfermera, de 27 años de edad, tiene un tatuaje de calavera en la mano derecha y otro de mariposa en el hombro derecho, color rojo con negro, con calaveras en las alas.

El hombre de la fotografía que aparece junto a ella y que fue boletinado en los medios de comunicación, ya fue contactado por la policía, está cooperando con ellos, al parecer nada más se acercó a ofrecerle un raid.

“Me dijo la policía que el hombre, al ver a Myriam llorando y sentada afuera del antro, se le acercó a ofrecerle un raid, pero mi hija se negó y el joven se retiró, ahí terminó la breve charla entre ambos”, dijo la señora Pienda.

Myriam Camarillo, enfermera, de 27 años de edad, tiene un tatuaje de calavera en la mano derecha y otro de mariposa en el hombro derecho, color rojo con negro, con calaveras en las alas.

Está cooperando con nosotros, ya fue entrevistado, refirió Joe Baeza, Detective de la Policía de Laredo, sobre el muchacho de la fotografía.

Baeza advirtió que a la 01:00 de la tarde de este jueves, no hay ninguna novedad sobre el paradero de Camarillo.

NADA DE NUEVO LAREDO

“Dijeron de una troca negra sin placa que unos hombres se la llevaron, pero es un mero rumor, nada confirmado por nadie, son cosas que dice la gente, también alguien dijo que se la llevaron para Nuevo Laredo, puros decires sin fundamentos”, dijo la mamá.

La señora Pineda, dijo que su hija andaba sola, trasladándose en Lyft o Uber, que la policía le ha dicho que las amistades o conocidas han dicho que nadie fue con ella, que todos se ven en los bares, pero nada extraño, solo que lloraba mucho y estaba molesta por la muerte de su amigo, un disk jockey, que falleció hace dos años, por suicidio.

“Les suplico que me ayuden a encontrarla, ella además del tatuaje en el hombre derecho de una mariposa de color negro y rojo, con calaveras en las alas, también en su mano derecha, en el dorso de la misma, tiene otra calavera, les pido que me ayuden a encontrarla, las chicas y muchachos que acudieron al bar, quienes la han visto, que reporten cualquier dato que le pueda servir a la policía”, dijo la señora Sandy Pineda.

La señora no cree que su hija se esté con alguien, pasando algunos días fuera de casa, pues le hubiera avisado, hay confianza, la joven tiene 27 años, ellas dos se llevan muy bien, completo entendimiento entre ambas.

“Ella se va de fin de semana o algunos días de casa y me avisa, me dice que va a ir a Austin, a San Antonio, que regresa tal día y siempre me está hablando diciendo donde se encuentra, pero ahora, su teléfono está apagado, estoy muy desesperada, ya son cinco días de que no se comunica, no pasaba ni medio día sin hablarme, cada ciertas horas, por más fiestera o salidora”, dijo la señora.