El Mañana

miércoles, 26 de febrero de 2020

Nuevo Laredo 29 octubre, 2019

Por miles, pagan favores a San Judas

Con el alma en la mano, los fieles agradecieron los favores a San Judas

4200

Por Alma Piña

Ángel Saucedo peregrinó desde su natal Laredo, Texas, con rumbo a la iglesia San Judas Tadeo para pedir por la salud de su padre, quien está muy grave de salud y será operado en los próximos días. Dijo que confía en su amado Santo para que la operación sea un éxito.

Esto sucedió dentro de las fiestas patronales del Santo de las causas difíciles, en la iglesia San Judas Tadeo, que se ubica en el sur de la ciudad en la colonia ISSSTE, donde miles de historias se congregaron en dicho templo ya sea para agradecer las bendiciones otorgadas, cumplir mandas o por simple fiel devoción.

“Mi papá está muy grave, pero yo sé que mi Santo no me dejará abajo, por eso desde Laredo vine a esta hermosa celebración. Siempre vengo año con año, pero esta vez sí vine con una petición en especial, la salud de mi papá”, comentó el señor Saucedo.

Los fieles llegaban cargando enormes figuras de San Judas, otros caminando desde las colonias más alejadas de la ciudad, incluso hubo quienes, a pesar de sus dolores, caminaron largos tramos hasta llegar al templo.

Dominga Tomasa Presencia y Pilar Rodríguez, junto a sus hijos, peregrinaron desde la colonia Hidalgo, cargando velas y rezos, mientras sus hijos danzaron en honor al Santo Patrono.

Su única petición fue el bienestar de su familia, que nunca les falte salud y que San Juditas siempre los guíe en su camino.

“Desde niña mis padres me trajeron a las fiestas de San Judas, con ellos aprendí a honrar a San Judas, hoy junto a mi madre Dominga vengo a continuar esta tradición con mis hijos que son danzantes; me enorgullece que ellos sean danzantes y sigan este amor a San Judas”, señaló la señora Pilar.

Entre los fieles que cumplieron su manda, está la señora María del Carmen Martínez, de 50 años, quien le prometió traer ante San Judas cada año a su nieta, la pequeña bebé María del Carmen, misma que estaba caracterizada con la ropa típica del Santo: la bata blanca y la túnica verde.


MÁS NOTICIAS