El Mañana

martes, 17 de septiembre de 2019

Laredo Texas 10 junio, 2019

Proliferan falsas familias migrantes

Desde que inició el éxodo de inmigrantes, personas han aprovechado la ocasión para poder cruzar a menores de edad, argumentando ser los padres de los menores

Jack Staton, agente especial a cargo de la oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional en El Paso.

4200

Por Agencias

EL PASO, TX.- Un 30 por ciento de las familias migrantes que cruzaron por la frontera sur durante el mes de mayo y entrevistadas por oficiales de campo del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) fueron ‘fraudulentas’, afirmó Jack Staton, agente especial a cargo de la oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) en El Paso.

De acuerdo con el funcionario un grupo de elementos especializados en investigar operaciones de contrabando humano y el uso de documentos fraudulentos para crear familias ficticias buscando explotar leyes migratorias estadounidenses fueron desplegados en varios puntos de la frontera.

Desde que inició el éxodo de inmigrantes, procedentes en su mayoría de países centroamericanos, hombres y mujeres han aprovechado la ocasión para poder cruzar a menores de edad, argumentando ser los padres de los menores.

“Las redes criminales están haciendo mucho dinero en este tipo de esquemas criminales”, dijo Staton tras enfatizar que han reforzado las investigaciones para detectar a los criminales.

“Nuestro objetivo es brindar seguridad a los niños y ponerlos a salvo cuando no es de las personas que dicen ser sus padres”, dijo el agente especial, quien coordina esta nueva iniciativa de familias fraudulentas.
Las autoridades descifran que en esta nueva modalidad las intenciones de los traficantes de personas son burlar las leyes de inmigración de los Estados Unidos y una vez procesados quedar en libertad.

El esquema que utilizan es que una vez liberados recogen al menor y los entregan a sus verdaderos padres o familiares exigiéndoles grades cantidades de dinero.

Sin precisar el número exacto de familias que cruzaron la línea divisoria por el sector de El Paso, en ese lapso de tiempo, elfuncionario federal afirmó que las personas detectadas por el equipo forense determinaron la existencia de un fraude al intentar ingresar a territorio norteamericano.

A decir de las autoridades federales, este tipo de fraude puede incluir el uso de certificados de nacimiento falsificados u otros documentos fraudulentos para establecer parentesco familiar.

Otros documentos falsificados o fraudulentos también están siendo utilizados por extranjeros indocumentados adultos para declarar falsamente que ellos son menores de 18 años.

Al ingresar fraudulentamente como una unidad familiar o un menor no acompañado, los extranjeros indocumentados pueden explotar lagunas en las leyes migratorias para ingresar a los Estados Unidos y evadir detención.
La existencia de este tipo de delitos, dijo Stanton, obedece a que los delincuentes están explotando el sistema de inmigración de los Estados Unidos.

“Si se está cometiendo un fraude, lo que sigue es conducir al menor al departamento de Salud y Servicios Humanos”, tras agregar que paralelamente ls agentes inician la investigación criminal e iniciar el proceso legal contra los traficantes.

Nuestra incapacidad para detener a las familias mientras esperan sus audiencias de inmigración ha provocado que las familias deban ser liberadas al cumplir 20 días con nosotros”, dijo Staton.

HSI dijo que en este tipo de delitos no sólo los centroamericanos o los mexicanos están involucrados en la farsa de entrar como familias.

Se dijo que también hay ciudadanos brasileños, cubanos, turcos, rusos y de otras nacionalidades que llegan a través del Sector de El Paso.

A través de un comunicado de prensa se dijo que durante la semana del 16 de abril del presente año, la Oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional de ICE desplegó tres equipos para apoyar los esfuerzos de interceptación de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza en El Paso, Texas y Las Cruces, Nuevo México.

Una semana después, ICE-HSI desplegó tres equipos adicionales a Eagle Pass y Harlingen, Texas; Yuma, Arizona y a San Diego, CA.

Los equipos fueron escogidos por su pericia sobre el contrabando humano y la trata de personas e incluyen analistas penales, intérpretes, analistas de documentos, especialistas en entrevistas forenses y especialistas en asistencia a víctimas.