El Mañana

jueves, 18 de julio de 2019

Deportes Futbol 2 mayo, 2019

¡Se Rayaron!

Los Rayados se quitaron el estigma de haber perdido la Final de Liga tras imponerse en el global a los felinos en el Bancomer

Agencias

4200

Por Agencia Reforma

MONTERREY.- Nicolás Tan sólo pasaron 1 año y 4 meses, para que Rayados pudiera cobrar venganza de lo ocurrido el 10 diciembre del 2017 y llenar de alegría a sus seguidores que estaban heridos.

Aquella noche triste para Rayados fue vengada por varios de los mismos hombres que la sufrieron en el Apertura 2017 de Liga MX, al empatar 1-1 (2-1 global) e imponerse a los Tigres, en el Estadio Bancomer.

Y Rayados se coronó con el sello de Diego Alonso, echado atrás, pero con un final feliz.

A diferencia de tantos juegos anteriores en los que fue criticado por su estilo de conservar ventajas, ahora no le sacaron el juego, pese a que André-Pierre Gignac, le puso emoción con un golazo de tijera al 85’.

Pero Rayados era, a su estilo, amo y señor del juego gracias al nuevo santo que la afición albiazul tiene, “San Nicolás”, Sánchez, quien cobró magistralmente un penal engañando a Nahuel Guzmán, al 25’.

Ahí, la tropa de Alonso tomó la fuerza que quizá hace año y medio los de Antonio Mohamed no tuvieron en la Final Regia.

Ese penal fue sobre Rodolfo Pizarro, en una de las tantas diabluras y genialidades que sacaron de quicio a los felinos, tal y como lo hizo vestido de rayas rojas para ganarle como chiva una Liga MX a Tigres en el Clausura 2017.

Pero había que poner algo de drama a la velada.

Al minuto 55’ Gignac con un cabezazo que Marcelo Barovero evitó que fuera gol.

Luego Alonso echó para atrás al equipo, cuando al 60’, con media hora por jugarse, sacó a Avilés Hurtado para ingresar al defensa César Montes, por lo que Tigres se lanzó aún más al frente, aunque sin ideas claras.

A Rogelio Funes Mori se le negó uno de esos golazos que ha marcado principalmente en el “Gigante de Acero”, cuando al 69’ clareó a Nahuel Guzmán, pero el balón se estrelló en el travesaño y luego Jesús Gallardo no aprovechó en el contrarremate.

Al 75’ Dorlan Pabon amenazó también con potente disparo que desvió Guzmán.

Tigres terminó encima, pero estaba una zaga Rayada crecida y decidida a no sufrir una humillación más en su casa.

La gente hizo lo suyo en las tribunas y fue factor impulsando y con una amplia conexión con sus jugadores y cuerpo técnico. Por eso Alonso al final del juego corrió a la tribuna para festejar con la afición.

Desde anoche la historia del “Clásico Regio” tiene una nueva fecha memorable, el 1 de mayo del 2019, el cual será recordado como el día en que los Rayados cobró venganza del acérrimo rival para ganar un cetro internacional más.