El Mañana

domingo, 15 de diciembre de 2019

Nuevo Laredo 21 noviembre, 2019

Serán adultos enfermos 4 de cada 10 niños

El Sector Salud urge a los padres a tomar en serio la alimentación y el peso de sus hijos, pues los exponen a males como diabetes e hipertensión

4200

Por EMMA TREVIÑO

En Nuevo Laredo, cuatro de cada 10 niños de hoy en día crecerán para convertirse en adultos enfermos, si no combaten la obesidad y el sobrepeso que los afecta.

La Jurisdicción Sanitaria confirmó las cifras que dio a conocer la Organización Mundial de la Salud: poco más de 35 por ciento de todos los menores de edad en Nuevo Laredo presentan algún tipo de obesidad o sobrepeso.

No es para menos, los padres de familia no han dimensionado lo importante que es la alimentación y el peso de los niños, además de los serios problemas de salud a los que se expondrán a edades tempranas como consecuencia de la mala alimentación y el sedentarismo, principales desencadenadores de la obesidad, diabetes e hipertensión arterial, manifestó Francisco Mejía Barrientos, coordinador de Servicios de Salud de la Jurisdicción Sanitaria.

En el 2016, la Secretaría de Salud Federal declaró que México registra una emergencia epidemiológica por diabetes y obesidad, males que matan a muchos mexicanos, padecimientos que colocan al país, en el primer lugar de obesidad infantil.

Ante esta situación la gravedad que existe en Nuevo Laredo en obesidad y sobrepeso infantil es muy alta, ya que cuatro de cada 10 niños en edad preescolar presentan estas dos patologías, entre tanto, esta cifra aumenta al pasar a la educación primaria en donde se ve entre seis y siete menores por cada 10 infantes.

Explicó que la alimentación de los neolaredenses se americanizó, ya que al trabajar mamá y papá buscan tener en casa comida rápida, cuando este es uno de los principales factores que genera sobrepeso y obesidad en los niños.

A nivel mundial, México ocupa el segundo lugar de obesidad y Tamaulipas se coloca entre los cinco estados del país con más niños gordos, y en el sexto lugar con más personas obesas de edad adulta, por lo que es importante cambiar la mentalidad de los neolaredenses y fomentar la actividad física con una sana alimentación, ya que esta condición ha causado que al menos la mitad de la población de esta ciudad padezca males crónicos y no lo saben.

Aun y cuando la Secretaría de Salud como el IMSS cuentan con programas de orientación y nutrición para sus derechohabientes, no se ha logrado desacelerar el sobrepeso y la obesidad.

Los servicios que se prestan en ambas dependencias son poco usados, acuden al nutriólogo cuando el médico los canaliza, o cuando ya tienen una patológica crónica, de lo contrario no asisten.

Ante esta situación que afecta a los niños y adolescentes, exhortó a los padres de familia a cuidar la salud de sus hijos, ya que de no hacerlo serán adultos jóvenes enfermos, como consecuencia de la obesidad y el sobrepeso, que puede revertirse con acciones preventivas como cuidar su alimentación y ejercitarse.