El Mañana

domingo, 21 de abril de 2019

Nuevo Laredo 16 abril, 2019

Toca Dereck corazón de médicos; lo operan

Tras un mes de tocar puertas, de buscar ayuda, Miriam nunca imaginó que el apoyo para su hijo llegaría tan rápido… una llamada de cinco minutos que cambió la vida del niño

Dereck estuvo tres días en la Cruz Roja. FOTO: EMMA TREVIÑO / EL MAÑANA

4200

Por EMMA TREVIÑO

Luego de dar a conocer la historia del pequeño Dereck, de 11 años, los corazones de dos médicos de la Cruz Roja se conmovieron y lo operaron. El pequeño se recupera en su casa en Los Olivos 1, en donde vive en extrema pobreza con su madre.

Tras un mes de tocar puertas, de buscar ayuda, Miriam nunca imaginó que el apoyo para su hijo llegaría tan rápido… una llamada de cinco minutos que cambió la vida del niño.

“Yo estaba tan desesperada, no sabía qué hacer, sin dinero y sin apoyo. Era tan frustrante, pero luego que salió en el periódico la historia de mi niño nuestra vida cambió, fue una llamada del director del la Cruz Roja, como pude le platiqué mi situación y me pidió que viniera de inmediato”, expresó Miriam García Hernández, la mamá de Dereck.

Aunque un tanto incrédula, Miriam acudió el viernes con su hijo a las instalaciones de la Cruz Roja, en donde el director Emmanuel Delgado Rodríguez y Claudia Guerra, otorrinolaringóloga, y otros médicos, evaluaron la situación de Dereck y decidieron operarlo de inmediato, ya que su salud estaba en riesgo.

“No creía lo que me estaba pasando, la gente habla cosas malas de la Cruz Roja de que no te ayuda, que cobran más caro que en un particular, y hoy estoy viendo la otra cara de la institución, esa que ayuda la gente como yo, que es pobre, y ya mi niño está muy bien”, dijo Miriam.

Dereck ya es otro niño, más alegre, más inquieto de lo normal, pues su oído ya no le molestaba y el miedo a morir se esfumó tras esta cirugía.

Recordó que su hijo se causó ese hematoma con un cajón en donde metió su cabeza en busca de su perro Diego, pero hoy vuelve a ser ese pequeño alegre y sonriente pese a que sufre aneurisma cerebral, déficit de atención, crisis convulsivas, además de otros cinco problemas de salud.

“Esta era una urgencia para la madre y para el niño, un mes de evolución, un hematoma en el pabellón auricular producido por un quiste por el tiempo de evolución. Hablé con la madre, le pedí que trajera al niño para poder darle un seguimiento y tratamiento adecuado, me apoyó el cirujano y la otorrino, doctora Claudia Guerra”, expresó Rodríguez Delgado.

Señaló que tuvieron que intervenir y tratar el hematoma que empezaba a dañar el cartílago de la oreja.

“Si hubiera esperado más hubiera causado una atrofia del auricular, más infección que pudiera afectar al niño.

“El viernes se hizo la cirugía, lo tuvimo tres días hospitalizado, ya sólo le haremos un chequeo del niño y en casa debe de tener todos los cuidados generales para evitar se prolongue su recuperación”, explicó.

Sin embargo, para lograr que Dereck se recupere sin complicaciones es necesaria la ayuda de la comunidad, pues vive en la extrema pobreza en su hogar ubicado en Planeación Municipal 10222 en Los Olivos 1, en una casa abandonada por sus dueños, sin ventanas, sin muebles y sin abanicos, en una vieja cama de madera con una colchoneta más delgada que una cobija.