bitcoin

¿Clonan a Elon Musk? Le roban más de dos millones de dólares en criptomonedas

Tras el robo de identidad han logrado robar más de 2 millones de dólares
martes, 18 de mayo de 2021 · 20:54

¡Aunque se escuche increíble! Un grupo de estafadores se hicieron pasar por Elon Musk, el famoso director de Tesla y SpaceX; que en los últimos seis meses lograron robar más de dos millones de dólares en criptomonedas.

La FTC responsable de proteger los derechos de los consumidores en Estados Unidos ha recibido un total de 7 mil quejas acerca de estafas con criptomonedas.

La agencia antimonopolio de Estados Unidos, comunicó que los impostores que se hacen pasar por Elon Musk han robado más de 2 millones de dólares a inversores desde octubre de 2020 en estafas con criptomonedas.

"La promesa de que una celebridad asociada a las criptodivisas multiplicará las criptodivisas que envíes a su cartera y te las devolverá", informó la FTC.

Elon Musk es una elección frecuente entre los estafadores

La Comisión Federal de Comercio —FTC, por sus siglas en inglés— de Estados Unidos comentó que las personas que hacen el robo de identidad, a menudo se hacen pasar por personalidades conocidas en Twitter copiando sus fotos de perfil y eligiendo nombres de usuario muy similares a los de las cuentas originales. 

Los estafadores que se hicieron pasar por el magnate robaron más de dos millones de dólares desde octubre. Según informe de la FTC.

En julio del año pasado el propio multimillonario fue víctima de una de las estafas de bitcoins más grandes en la historia de Twitter, unos ciberpiratas obtuvieron acceso a las cuentas pertenecientes.

Incluyendo las cuentas del expresidente Barack Obama, el presidente Joe Biden, a Bill Gates e incluso a Apple. 

Lograron recibir unos 120 mil dólares con la estafa, antes de que la red social bloqueara temporalmente la publicación de nuevos tuits por usuarios verificados.

El empresario Elon Musk anunció que Tesla dejaría de aceptar el bitcoin como forma de pago, por considerar que la moneda virtual, cuya creación requiere inmensas cantidades de energía, es demasiado contaminante.

 

 

 

Más de